Martes 13 de Febrero de 2018
2546 lectores en línea
Torneo Federal C
Daniel Robledo: el sueño de clasificar
En su segunda presentación tras 40 años de ausencia, la Primera de Hispano jugó su primer partido de local en el marco del Torneo Federal C. El rival fue Ferro, aguerrido y combativo como pocos, que demostró su capacidad de avance, pero finalmente cayó derrotado por el gol de Gabriel Robledo. Hoy, el técnico del Celeste habla del presente y los sueños.
Jueves 8 Feb 2018
El DT confía en la capacidad de sus dirigidos.

El DT confía en la capacidad de sus dirigidos.

  1 de 2   Anterior Siguiente
Imposible que se desprendan los momentos que marcan a una persona en su lugar en el mundo; el entrenador de fútbol del Hispano Americano, Daniel Robledo, hace catorce años que ejerce esta profesión. Recibido en la escuela de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), cuando rendía los finales, mientras charlaba con otros técnicos, los cuales le enseñaron, lo guiaron, soñaba con la posibilidad de tener en el Hispano un proyecto serio, con responsabilidad y acompañado de un buen grupo. “Hoy se está cumpliendo”, destacó con una sonrisa recordando la victoria de su equipo en el Federal C, con el tanto de su hijo Gabriel, para extender la alegría. 
“Fue muy importante empezar a ganar, porque veníamos con mucha ilusión por los cuatro equipos que están, es una zona pareja. Preveíamos en el primer partido ante Río Turbio un triunfo, si bien no jugamos mal, cometimos algunos errores que nos costaron el gol en contra y no lo pudimos levantar, no pudimos revertir la situación a pesar de haber tenido seis o siete situaciones netas y no se pudo concretar. Por eso este triunfo es importantísimo, porque es el primero jugado en casa, de una serie de seis que se van a jugar, y arrancamos con tres puntos. Para suerte nuestra los otros equipos no se sacaron diferencia, estamos a un punto del puntero, con el que vamos a jugar la próxima fecha el 11 de febrero en El Calafate”.

El hijo del gol
“En la cancha es un jugador más y él sabe que en el banco no soy su padre sino su entrenador”, aclaró Robledo sobre su hijo, autor del gol de la victoria ante Ferro. Manejan bien ese equilibrio, pero cuando todo pasa y el recuerdo del momento del gol de Gabriel Robledo para sellar la primera victoria en un Federal florece, es inevitable que emerja la satisfacción.
“Son muchas emociones juntas, convertir para el Hispano en un Torneo Federal algo tan ansiado en los jugadores, algo que costó trabajo y esfuerzo, que lo pudimos lograr con aquel desempate con Unión Santacruceña; desde allí se comenzó a alimentar la ilusión. Con los pasajes en el bolsillo sabíamos que teníamos que buscar jugadores, porque teníamos un equipo corto, sumamos futbolistas de la ciudad, de la Liga Independiente”.
 
El puntero en la mira
Con cuatro puntos, Argentinos del Sur de El Calafate lidera la tabla de posiciones y es la próxima estación del tren de los sueños Celeste: “es un equipo duro, empató con Ferro 0 a 0, con jugadores grandes de estatura y con mucha experiencia. Ir al interior de la provincia no es fácil, porque todos tienen las mismas aspiraciones, trabajan para esto, hoy en día todos los clubes se refuerzan.
Me deja tranquilidad que el equipo se soltó, que fue de menor a mayor; el primer partido nos tocó enfrentar no solamente el rival sino los nervios, las ansias del debut y eso también no nos jugó a favor, pero eso ya pasó, lo pudimos trabajar en la semana con los jugadores, lo físico, lo táctico y lo mental, se habló mucho con el plantel, que la primera fecha había pasado y ahora había que salir a jugar. Nosotros llevamos dos meses de preparación, donde trabajamos de forma intensa, los chicos pusieron mucho empeño, mucha seriedad y hoy se está recogiendo el fruto de todo ese trabajo, es fundamental el trabajo del preparador físico Marcelo Ojeda, con él charlamos cómo queremos jugar y en función de eso se diseñan los entrenamientos”. 

Fruto del sacrificio
Es el título que le gustaría ponerle a Robledo a la importante victoria que se logró en la casa hispanista “porque los chicos pusieron todo, los jugadores son todos amateurs, no cobran un peso, vienen a voluntad, muchos de ellos son casados con hijos, que trabajan, dejan horas para venir a entrenar y ese sacrificio pudo ver sus frutos el fin de semana. Fue una mezcla de emociones donde uno tiene que ser equilibrado. Cuando estoy sentado en el banco, mi hijo es un jugador más del equipo, que arrancó a los cuatro años a jugar en el Hispano, se conjugan un montón de cosas. Igual la alegría no me la quita nadie de haber vivido ese momento, el gol y la victoria en un Federal que no se jugaba desde hacía más de cuarenta años”.
 “El marco del partido fue espectacular, mucha gente tanto del Hispano como de Ferro, y no puedo olvidarme por haber disfrutado dicho acontecimiento, que todo esto se lo debemos a un grupo que conformó la subcomisión de fútbol, que trabajaron muy bien y que permitió que se haga realidad el sueño de poder jugar el Federal. Este grupo se puso las pilas, no bajaron los brazos para que hoy se pueda disfrutar este presente, sino hubiese sido imposible. Desde diciembre están trabajando, todo lo que se pudo ver el domingo, conseguir los camiones, las grúas para poner las tribunas. La verdad, están haciendo las cosas muy bien”. 

Soñar no cuesta nada
“Uno va alimentando ilusiones en función de los rendimientos y este equipo mostró este fin de semanaante un equipo duro como lo es Ferro, que es un rival directo, que está jugando su tercer Federal consecutivo, arrastra una experiencia y haberle ganado y haberle jugado como lo hicimos, con el sacrificio, con el orden táctico posicional, con la entrega que tuvieron y aparte con la seriedad que toman cada acción del partido, eso es fundamental, nos demuestra que estamos trabajando bien y alimenta esperanzas. En la zona queremos ser primeros o segundos, ahora por lo que vimos queremos seguir, soñamos con jugar contra Ushuaia o Río Grande y pasando eso estaremos en la final con el sueño de clasificar al Federal B. No estamos lejos”.
Jueves 8 Feb 2018