Lunes 20 de Marzo de 2017
1118 lectores en línea
100 familias se ven afectadas
La feria La Diferencia enfrentada con la Dirección de Comercio
La Diferencia entregó un petitorio al intendente Giubetich pidiendo la renuncia del Director de Comercio, alegando una “persecución” por parte del mismo y se apostó en la plaza San Martín con sus feriantes. Miguel D’Abbraccio cuestionó a sus administradores y sostuvo que es una feria ilegal, que no se ajusta a las normativas vigentes. En caso de continuar ejerciendo de esta manera, dijo que se procederá al “secuestro total de la mercadería y al desalojo del espacio público”.
Lunes 20 Mar 2017
La Diferencia, apostada en la plaza San Martín.

La Diferencia, apostada en la plaza San Martín.

  1 de 2   Anterior Siguiente
Ayer al mediodía, en el marco de un nuevo izamiento dominical, referentes de la feria La Diferencia entregaron un petitorio al intendente Roberto Giubetich en el que se pide expresamente la renuncia del titular de la Dirección de Comercio, Miguel D’Abbraccio, acusándolo de “poner trabas” y de una puntual “persecución” hacia esta feria desde su asunción.
Además, pasadas las 15 horas, distintos feriantes de La Diferencia se apostaron en la plaza San Martín, ya que señalaron que todas las instituciones (escuelas o clubes) a las que han solicitado alquilar les han cerrado las puertas.
Con respecto a esta problemática, La Opinión Austral dialogó con Rosario Gómez, una de las referentes de La Diferencia, quien cuestionó al titular de Comercio Municipal por “llamar al señor Borselli (ex presidente del Consejo Provincial de Educación) para que no nos habiliten el espacio del Colegio Nº 19”.
“Tuvimos que buscar otros lugares, como el Club Ferro, pero él llamaba para decir que éramos una feria ilegal y que no nos alquilaran”, apuntó, explicando que es una situación que viene del año pasado. En este sentido, contó que el ex secretario de Gobierno, Jorge Cruz, “nos dio una constancia para que se viera que tenemos todos los papeles y gracias a eso podíamos trabajar”, subrayando “ahora él renuncio y volvieron los problemas”.
En tanto, contó que en la primera semana y segunda de marzo tuvieron la negativa por parte de distintas instituciones, como el Colegio Nº 19 y Jardín Nº 17, “pero en todos pasó lo mismo, se recibieron órdenes de no cedernos el espacio”. “Para este fin de semana fue imposible conseguir un lugar y suponemos que de haberlo logrado, hubiera pasado lo mismo”, apuntó Gómez.
En tanto, contó que Giubetich “nos dijo que la próxima semana podría recibirnos” y que “el martes, en teoría, tendríamos una reunión con el nuevo secretario de Gobierno”.
“Por estos motivos estamos en la plaza, la gente necesita seguir exponiendo y vendiendo productos. De muchos es la salida laboral y de otros, un complemento”, aseguró la referente ferial y sostuvo: “D’Abbraccio dice que tenemos que regularizar la situación, no sé a qué llama regularizar. Las otras ferias continúan funcionando menos esta, es algo puntual con nosotros” y dijo que La Diferencia posee “todos los papeles”.
“El año pasado quedó en evidencia, nos acusó de estafadores, de usar y manipular a la gente”, dijo y expresó: “somos un emprendimiento privado y creemos que ayudamos en este momento de crisis económica, porque a nosotros nos sirve y a la gente también. Todo el mobiliario es nuestro y no pedimos nada a nadie, no sé cuál es el problema”.
En este sentido, agregó: “estamos siempre tratando de estar en un marco legal y, sin embargo, sufrimos esta persecución, no nos queda otra que pedir la renuncia” y aseguró que de no contar con espacios físicos, se continuará en la plaza.
“Esperamos una solución por parte de la Municipalidad, son más de 100 las familias que se ven afectadas. No pedimos subsidios, simplemente que nos dejen trabajar, ni tampoco un predio, porque lo pagamos nosotros. Sólo queremos que no nos pongan trabas”, concluyó Gómez.

Feria ilegal
Por su parte, el director de Comercio, Miguel D’Abbraccio, aseguró a LOA que se trata de una feria ilegal y dijo que es las únicas que no se acercaron a traer los requisitos para “ponerse en orden” fueron las dos personas que dirigen La Diferencia, a quienes se refirió como “delincuentes que ganan muchísimo dinero a costa de la necesidad de varias familias”.
“Mi idea de trabajo es clarísima, en mi administración se hizo la reconversión de la famosa Saladita y en un año desaparecieron y logramos, con el apoyo de la dirección, reconvertir las galerías comerciales en algo transparente y legal”, destacó.
En tanto, contó que con los feriantes que integran La Diferencia tuvieron varias reuniones el año pasado, junto a la Dirección de Desarrollo Productivo, en las que se los invitó a participar de las ferias municipales y a quienes cuentan con mayores posibilidades económicas, a adherirse a las galerías comerciales, “que hoy funcionan totalmente en regla y sin ningún inconveniente y en donde se puede vender todo tipo de productos, ajustándose a las leyes municipales, provinciales y nacionales como ley de marcas y con facturas de compras”.
Ante la interrogante de por qué se entiende una “persecución” contra La Diferencia, D’Abbraccio aseguró que “mi accionar nunca están dirigido hacia una persona, las pruebas están en las demás actuaciones mías” y dijo: “lo único que quiero es reglas claras y competencia leal entre todos”.
Sobre el caso puntual de esta feria, indicó que deben “contar con un lugar habilitado ediliciamente por la Dirección de Comercio, en tanto a medidas de seguridad, salidas de emergencia y cálculo estructural, que lo realiza Bomberos, y en segundo lugar estar inscriptos en la AFIP y ASIP”.
Además, añadió que sobre todo deben “vender productos legalmente permitidos, presentando facturas de compra y tener permiso de marcas como cualquier otro comercio legalmente constituido”.
En este sentido y sobre los requerimientos a distintos establecimientos de no habilitar la feria en sus espacios, dijo: “cuando vemos algo que es ilegal, lo comunicamos al organismo que corresponda para ponerlo en conocimiento de que está permitiendo un ejercicio ilegal de comercio, por lo tanto tienen que atenerse a las consecuencias”, ejemplificando esto con colegios del Estado Provincial y clubes “que permiten esto y no tienen ni la más mínima condición de seguridad”, ya que “ellos sostienen que presentan autorizaciones de Bomberos y no es así”.
“Cuando comentan que tuvieron permiso del ex secretario Cruz, allí dice claramente que era para ejercer esta feria ateniéndose estrictamente a la normativa y ordenanzas municipales provinciales y nacionales, cosa que no hicieron y ahí está la ilegalidad”, apuntó.
Además, dijo que no se ha tomado una determinación “demasiado firme” como desalojo y sacar mercadería, pero es algo que “deberían hacerlo, pero para que no se entienda como que es algo personal, me dediqué a terminar de regular y poner en orden las saladitas y otras ferias que sí se están haciendo, en donde venden productos válidos y semanalmente nos acercan todo para que puedan funcionar”.

“Esta dirección no va a permitir una anarquía”
Por último, enfatizó que el petitorio “me tiene sin cuidado” y aseguró que su gestión al mando de la Dirección de Comercio siempre ha sido equitativa y transparente.
“En esta próxima semana me reuniré con el personal de mi jefatura, fuerzas de seguridad, etcétera, para, de continuar esta actitud, tratar de hacer entrar en razón a los ‘cabecillas’, de no hacerlo se tomarán las medidas máximas que la ley permita”, sostuvo, remarcando que en caso de seguir ejerciendo como se hizo ayer, se procederá “al secuestro total de la mercadería y desalojo del espacio público por no tener autorización”.
“Esta dirección no va a permitir una anarquía cuando se está logrando una ciudad más cómoda”, concluyó D’Abbraccio.
Lunes 20 Mar 2017