Sabado 20 de Mayo de 2017
710 lectores en línea
Surgas
Dictaron la conciliación obligatoria y se normalizó la venta de garrafas
La autoridad laboral provincial dictó de oficio la conciliación obligatoria en el conflicto en Surgas, iniciado hace tres semanas. El objetivo fue reanudar la venta de garrafas al público en general, otorgando 15 días hábiles para que la empresa y el Sindicato de la Cuenca Austral lleguen a un acuerdo ante el despido de un trabajador.
Sábado 20 May 2017
El Sindicato de la Cuenca Austral acató la resolución dictada por Trabajo.

El Sindicato de la Cuenca Austral acató la resolución dictada por Trabajo.

La Secretaría de Estado de Trabajo y Seguridad Social dictó ayer la conciliación obligatoria en el conflicto entre Surgas y el Sindicato de la Cuenca Austral. 

Ayer la medida de fuerza, que se originó ante el despido de un trabajador, transitaba su tercera semana. Así, el gremio conducido por Marcelo Turchetti llevó adelante asambleas en el lugar de trabajo bloqueando la venta de garrafas dos de los cinco días hábiles de la semana. 

Sin respuesta, la medida recrudeció y los trabajadores activaron un paro por tiempo indeterminado, en paralelo las audiencias en la autoridad laboral se fueron sucediendo, pero el conflicto no llegaba a su fin. 

La reacción de los vecinos por obtener sus garrafas en estos días de baja temperatura en esta ciudad capital, además del desabastecimiento que se ocasionaba en las zonas rurales de la provincia, como puestos sanitarios, escuelas, estancias, dependencias de Gendarmería Nacional, entre otros, provocó que el gremio flexibilice su postura y permita la venta del gas envasado mediante “guardias mínimas”. 

Con esa figura, los trabajadores cargaban alrededor de 200 garrafas y permitían a la empresa la venta al público, además de abastecer a aquellas dependencias estatales que se encuentran ubicadas en las zonas rurales. 


Conciliación 

Cristian Cabrera, secretario de Organización del Sindicato de la Cuenca Austral, señaló a La Opinión Austral que “desde el primer minuto la empresa se negó a pedir la conciliación obligatoria, dejando en claro su negativa al diálogo de buena fe”, señalando que la postura de Surgas es “achicar aun más su plantel de trabajadores”. 

El dirigente explicó que la conciliación obligatoria “fue dictada de oficio por los funcionarios actuantes de la Secretaría de Trabajo con el acompañamiento de los representantes del Instituto de Energía de Santa Cruz”, indicando que por un plazo de 15 días se reanudarán las tareas de manera normal en la planta envasadora de gas, única en la Zona Sur de la provincia, por lo que desde ayer los usuarios no tienen inconveniente para comprar su garrafa. 

Por último, desde el Sindicato de la Cuenca Austral dijeron que quedan a la espera que la parte empleadora flexibilice su postura en los 14 días hábiles que quedan por delante, para arribar a un acuerdo, en este mismo punto volvieron a rechazar aquella propuesta de entregar en comodato 20 garrafas al cesanteado para que se dedique a repartir en domicilios particulares. 

Sábado 20 May 2017