Zona de desastre

Brasil envía bomberos a Corrientes para combatir los incendios tras gestión del embajador Daniel Scioli

Brasil envió dotaciones de bomberos de Rio Grande del Sur y el Municipio de São Borja para unirse al combate contra el fuego en el municipio de Santo Tomé. El gobernador de Corrientes, Gustavo Valdés, declaró a la provincia como "zona de catástrofe ecológico y ambiental" a causa de los incendios rurales que arrasaron más de 785 mil hectáreas.

Por La Opinión Austral


Brasil envió dotaciones de bomberos de Rio Grande del Sur y el Municipio de São Borja a Santo Tomé para unirse al combate contra el fuego que ya arrasó más de 785 mil hectáreas.

Fue a partir del pedido del intendente de esa localidad, José Augusto Suaid Cortes, y las gestiones del embajador Daniel Scioli, junto con el diputado estadual Frederico Cantori Antunes, el Gobierno Federal de Brasil, el estado de Rio Grande del Sur y el municipio brasileño de São Borja, que se logró el apoyo del país vecino en la lucha contra en el incendio.

La situación en la provincia de Corrientes es crítica. El gobernador, Gustavo Valdés, declaró el viernes por la noche a la provincia como "zona de catástrofe ecológico y ambiental" a causa de los incendios rurales que generaron pérdidas por 20.000 millones de pesos.

Scioli agradeció a las autoridades del Gobierno Federal, en nombre del presidente Jair Bolsonaro, el gobernador Eduardo Leite y del municipio de São Borja por facilitar el apoyo, como así también al ministro de Seguridad Aníbal Fernández y a la directora general de Aduana Argentina, Silvia Traverso, y todo el personal de frontera por facilitar el ingreso de las camionetas y autobombas brasileñas.

Corrientes es zona de catástrofe ecológico y ambiental

El mandatario correntino dio detalles de la gravedad de la situación generada por los incendios y agradeció el apoyo del Gobierno nacional y de varias provincias.

"El cambio climático está golpeando fuerte y estamos usando todos los medios humanos y los recursos para combatir los incendios. Esperamos que la naturaleza pueda compensar la situación con lluvias", expresó en su mensaje.

Explicó que están activos en distintos puntos de la provincia 17 focos ígneos y aseguró que en varios de ellos "es importantísimo el daño" causado, mientras el trabajo que se está realizando para combatir el fuego "es enorme".

"Esto es una catástrofe", expresó Valdés y señaló que las pérdidas en el sector productivo "rondarían en una primera estimación los 20.000 millones de pesos".

"En Corrientes estábamos introduciendo especies que se extinguieron hace mucho tiempo y el fuego llegó a todos los portales de los esteros del Iberá sin excepción: Carlos Pellegrini, Cambiretá, Galarza, San Miguel, Concepción del Yaguareté Corá y vemos cómo los animales están sufriendo", expresó.

En este sentido nombró el Centro Aguará como zona de rescate y agradeció el trabajo del Colegio de Veterinarios.

Respecto del combate del fuego, el gobernador de Corrientes detalló que "hay más de 2.600 bomberos y brigadistas trabajando, 10 aviones hidrantes, 5 helicópteros y estamos recibiendo otros aviones que nos están mandando de otras provincias".

"Agradezco la ayuda que recibimos del Gobierno Nacional y de las provincias de Jujuy, Mendoza, Córdoba, Buenos Aires, Misiones, Chaco, Santiago del Estero, Entre Rios", remarcó Valdés e hizo extensivo el agradecimiento al sector privado que colabora.

Finalmente, el mandatario correntino anunció que "el Gobierno provincial va a poner todo el empeño y vamos a solicitar ayuda del Gobierno nacional para paliar esto, que es catastrófico".

Los incendios rurales ya arrasaron con más de 785 mil hectáreas en Corrientes, lo que constituye el nueve por ciento de la superficie provincial, informó hoy Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y remarcó que el fuego alcanza a 30 mil hectáreas por día.


Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias