LA OTRA PANDEMIA

Artesanos en crisis y afectados por la suspensión de festivales

Hace varios meses sólo utilizan la forma de venta online. Su mayor fuente de ingreso es con las ferias, que siguen suspendidas. Después de conocerse la noticia de que la Fiesta Nacional de la Cereza se suspende, LOZN habló con artesanos locales.

Por La Opinión Zona Norte


Luego de ocho meses atravesados por la pandemia de coronavirus, artesanos, manualeros y emprendedores se ven inmersos en una profunda crisis económica.

A días de confirmarse que uno de los eventos más esperados por los artesanos no se llevará a cabo, aseguran que el día a día se ve cada vez más complicado.

La Fiesta Nacional de la Cereza es uno de los que congrega a miles de personas de toda la región, inclusive para estas fechas suele ser muy difícil conseguir alojamiento en un hotel para hospedarse en la ciudad.

Los artesanos eran convocados para llevar sus diferentes artesanías y productos locales, donde estaban en contacto directo con turistas y residentes, con sus originales creaciones, con productos textiles, tejidos, trabajos en maderas y en cerámica, bijouterie, comidas, chocolates de la región y todo tipo de productos artesanales.

La Opinión Zona Norte dialogó con algunos artesanos de Caleta Olivia, quienes describieron que en tiempos de inactividad la suspensión de Fiestas les afecta muchísimo más.

 

Artesanos locales

Lilian, una artesana local que se dedica a vender en ferias desde hace 15 años, expresó: “Nos afecta muchísimo porque es el principal modo de venta nuestro, la feria”.

Las ferias de artesanos en Caleta Olivia que tienen mucha convocatoria son principalmente la Expo Invierno y el Aniversario de la ciudad, que no pudieron realizarse debido a la pandemia.

Teníamos la esperanza de que en enero se comenzara a retomar, y principalmente la Fiesta de la Cereza, que es una feria muy buena, la gran mayoría estamos siempre esperando porque mueve muchos turistas”.

Explicando que dependen totalmente de lo que trabajan y venden en la feria. “La verdad que es muy difícil todo esto porque no tenemos otros medios, y tampoco el gobierno ha visto formas de poder ayudar a los que trabajamos por este medio”. A lo que agregó que en otros lugares ya se permite realizar ferias al aire libre, “pero acá no, y la verdad que lo veo bastante difícil”.

En torno a esta decisión de suspender uno de los festejos más grandes de Santa Cruz, Natalia Quiroga, propietaria del “Mis aromas”, detalló: “A nosotros nos afecta muchísimo, está muy fea la situación que estamos pasando. Las artesanías son un trabajo como cualquier otro. Que en este momento esté todo parado nos afecta un montón a todos”.

Señalando que hay muchas personas que viven de las ferias: “Se les está complicando el día día por más que uno vende por Facebook o utiliza otras opciones con gente que uno conoce, no es la misma plata la que entra. Hay gente que tiene que alquilar, que tiene que mantener niños, se les está complicando un montón”.

Natalia vende sahumerios y se dedica a trabajar en ferias hace 15 años, “es la primera vez que pasa esto. Nos afectó un montón que no se hagan ferias durante este año, y ahora que no se puede hacer mucho la gente está desesperada al no entrarle plata de ningún lado”.

Por otra parte, LOZN habló con Gladis Pérez, propietaria de “Conservas de Laly” que, junto a su esposo Carlos Suárez, llevan hace tres años sus elaboraciones a las distintas ferias regionales. “Nosotros elaboramos escabeches con productos de mar de recolección artesanal y con eso viajamos por toda la provincia”.

A su vez, mencionó que ante la no apertura de ferias artesanales se están manejando con ventas online, “tenemos nuestros clientes, hacemos envíos, dentro de todo gracias a Dios se vende algo, pero después está la gente que se dedica a otros rubros, como artesanos, que hacen juegos didácticos. La venta bajó mucho y les afectó un montón”.

Con respecto a la suspensión de las Expo Invierno y los Festivales expresó: “Hacíamos un recorrido por el aniversario de Pico Truncado, Expo Invierno en esa localidad y después el aniversario de Caleta. Venía gente de Neuquén, del Bolsón, desde Bariloche que hacía todo ese recorrido, abarcando todas las ferias, y ahora si te contactás con gente de afuera está muy mal”. Agregando que “el que vive de esto no tiene una buena entrada de las ventas normales. El tema de la suspensión de los festivales hizo que esto se agrave mucho más, hace 3 años trabajo en las ferias, este año una diferencia tremenda. Hay que seguir remándola, no nos queda otra”, cerró

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias