PIDEN LAS SALIDAS TRANSITORIAS

En Caleta Olivia, presos comenzaron otra huelga de hambre

Internos que se encuentran alojados en dos dependencias policiales de Caleta Olivia iniciaron una nueva huelga de hambre. Hicieron dos pedidos.

Por La Opinión Zona Norte


Desde que inició el aislamiento social, preventivo y obligatorio a causa de la pandemia del COVID-19, los presos que se encuentran alojados en distintas dependencias de la ciudad de Caleta Olivia han hecho una huelga de hambre de forma grupal y otra que se encaró en forma solitaria, por un joven que no puede acceder al derecho de la libertad condicional desde finales del año pasado.

Este lunes pasado, al menos 20 hombres que se encuentran detenidos en la Alcaidía y en la Comisaría Quinta, dieron inicio a la segunda medida de fuerza en el marco de la cuarentena y otros se adhirieron al pedido, sin hacer huelga de hambre, porque entienden que esto los atraviesa a todos. Cabe destacar que la primera huelga, a fines de abril, también fue ejecutada por alrededor de 20 personas de las Seccionales Tercera, Cuarta y Quinta.

El mismo día que iniciaron la medida de fuerza entregaron un petitorio, dirigido al vocal y al juez de la Cámara Criminal de la ciudad de El Gorosito, Juan Pablo Olivera, donde detallan lo solicitado.

Pedidos

Los pedidos son claros, ya que son similares a los de la huelga anterior. Se trata de dos requerimientos que son “importantes” para la población carcelaria que fueron interrumpidos por causa de la cuarentena. “Ellos quieren regresar a la normalidad de las salidas transitorias y que se restablezcan las visitas de familiares, ya que hace meses no se permiten”, así lo comentó a La Opinión Zona Norte una fuente que tiene comunicación con los presos.

Y agregó: “Hay actividades lucrativas que volvieron a realizarse -como la puesta en funcionamiento del Casino Club- mientras ellos (los presos) están aislados y sin tener contacto presencial y directo con sus familiares y amigos”.

Además de esto, “le solicitan al juez de Cámara Criminal que los reincorpore al régimen de semilibertad y salidas transitorias (estipuladas la Ley de Ejecución de la Pena Privativa de Libertad 24660) siendo derechos interrumpidos desde el inicio del aislamiento.

“Son más de 100 días de aislamiento obligatorio y distanciamiento social, aún así el Poder Judicial no ha tenido contemplación hacia las necesidades y los derechos de las personas que se encuentran en estos contextos, algo que ha llevado a tomar esta medida”, cerró

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias