VIOLENCIA EN EL BARRIO EVITA

A las patadas y borracho, le rompió la puerta de la casa a su expareja

Por el caso, un hombre de 30 años quedó detenido en la Comisaría Sexta de Río Gallegos. Aparentemente, quería llevarse a la hija que tiene con la víctima. En otro caso, un joven de 20 años que tiene problemas de adicciones amenazó a su madre para que le diera dinero.

Por La Opinión Austral


El flagelo de la violencia de género continuó creciendo durante la pandemia y, según algunos estudios a nivel nacional, los mismos se incrementaron en un 25 o 30 por ciento.

Durante el fin de semana, se registraron dos hechos de inusitada violencia que tuvieron como víctimas a una joven madre de 28 años y a una mujer de 45. La primera fue víctima de su expareja, mientras que la restante fue amenazada por su propio hijo.

De acuerdo a la información recabada por La Opinión Austral, el primero de los hechos fue denunciado cerca de las dos de la madrugada del sábado en el corazón del barrio Evita, cuando una mujer -temiendo por su vida- llamó al Comando Radioeléctrico.

A las patadas

Según se pudo saber, un hombre de 30 años que estaba bajo los efectos del alcohol llegó a una vivienda de la calle Leonardo Da Vinci al 2500 -propiedad de su expareja- e intentó ingresar.

La mujer le gritaba que no encontraba la llave y que no podría abrirle. El agresor comenzó a patear la puerta en reiteradas oportunidades, mientras la víctima llamaba a la Policía.

El trasfondo de la agresión es por la hija menor de edad que ambos tienen en común y, aparentemente, el hombre había ido a la casa de Leonardo Da Vinci para llevársela.

Lo cierto es que, en minutos, arribaron un patrullero del Comando Radioeléctrico y otro de la Comisaría Sexta. Los efectivos redujeron al hombre y lo trasladaron a la dependencia policial más cercana.

Como se trata de un caso de violencia intrafamiliar, debió intervenir la Comisaría de la Mujer y se espera que en las próximas horas la víctima se acerque para radicar la denuncia correspondiente. De igual manera, tras la detención del agresor, se hicieron las diligencias de rigor en las inmediaciones de la vivienda y se tomaron fotografías del estado en el que había quedado la puerta.

En el caso intervino el Juzgado de Instrucción N° 3, a cargo de Rosana Suárez. La magistrada ordenó que, cumplidos los plazos legales, el hombre recuperara su libertad. Asimismo, se supo que no cuenta con antecedentes por delitos similares.

A la madre

Ya en la madrugada del domingo, la Policía debió intervenir en otro caso de violencia intrafamiliar, pero que tuvo como víctima a una mujer de 45 años en manos de su hijo de 20 años que la amenazó de muerte.

 

El agresor no contaba con antecedentes penales por este tipo de hechos

 

Según pudo saber este diario, fue cerca de las cuatro de la madrugada cuando el personal de la Comisaría Segunda llegó hasta una casa ubicada en la calle Allen Gardiner, en el barrio 52 Viviendas, tras un llamado de un vecino.

Cuando los efectivos llegaron, el padre de familia, de unos 50 años, ya había reducido a su hijo de 20 que, momentos antes, había discutido y amenazado a su madre, exigiéndole dinero para poder comprar drogas.

El matrimonio tiene a dos hijos jóvenes que tienen problemas con las adicciones y no es la primera vez que ocurre un episodio como el de la madrugada de ayer. Según fuentes policiales consultadas, la madre ya quiere que judicialicen la internación y el tratamiento de sus hijos.

 

En el segundo caso, el padre debió reducir a su propio hijo hasta la llegada de la Policía

 

Al igual que en el primer hecho, el joven fue llevado a la seccional policial más cercana y luego, una vez cumplidos los plazos legales, recuperó su libertad por orden de la Justicia.

Se espera que la madre vaya hoy a la Comisaría de la Mujer para radicar la denuncia correspondiente

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias