"Le contás a alguien y te mando a vivir con tu abuela”

Chileno abusaba de la hija de su pareja en Argentina y la amenazaba con enviarla de viaje

Se trata del caso de LC, un remisero oriundo de Punta Arenas, pero que vive en Calafate, que será enjuiciado este jueves en Río Gallegos. Los ataques sexuales se extendieron durante años. El acusado llega al debate en libertad.

Por La Opinión Austral


“Le llegás a contar a alguien y te mando a vivir con tu abuela”, fue una de las recurrentes amenazas que un hombre le hacía a una nena para que ella no contara sobre los abusos a los que era sometida.

 

 

El hecho se registró varios años atrás en la ciudad de El Calafate y tiene como principal protagonista a LC, un hombre oriundo de Punta Arenas, Chile, pero que de un tiempo a esta parte se encuentra residiendo en la ciudad de los hielos eternos y se dedica a ser chofer de remises.

 

 

El hombre de 43 años de edad se encuentra en libertad. Según pudo saber La Opinión Austral a través de fuentes consultadas, su abogado defensor intentó conseguir un juicio abreviado, pero esto no se concretará, por lo que será enjuiciado este jueves en la capital de Santa Cruz.

 

 

Por el otro lado está R, la hija de la expareja de LC, una chica que -entre 2003 y 2009- fue víctima de constantes abusos por parte del hombre que, como se dijo más arriba, está libre, pese a haber sido procesado por la Justicia de El Calafate.

 

Para el juez Carlos Narvarte, magistrado de la ciudad turística, y para el Juzgado de Recursos hubo suficientes elementos que dieron cuenta de la autoría del delito de LC, por lo que se mantuvo la carátula de “abuso sexual gravemente ultrajante, agravado por la convivencia y exhibición de pornografía”, pero el hombre no se encuentra tras las rejas.

 

Esa suerte podría llegar a cambiar la semana próxima, tras el debate que se realizará el jueves en la Cámara Oral de Río Gallegos, tras el parate de más de 20 días, tal como lo informó La Opinión Austral. El mismo comenzará pasadas las 09 de la mañana en las instalaciones del edificio ubicado en la calle Malaspina al 40, en la zona céntrica de la capital.

 

Este diario tuvo acceso a parte del expediente que comenzará a ser debatido este jueves y te cuenta detalles sobre los abusos que la nena sufrió durante años.

 

Los ataques sexuales comenzaron cuando R tenía al menos ocho años y se extendieron hasta que cumplió 13, cuando pudo juntar coraje y contar a lo que era sometida cuando su mamá no se encontraba, a manos del trabajador del volante.

 

El procesamiento da cuenta de detalles escalofriantes que la menor pudo contar sobre lo que vivió. Datos que explican los agravantes, pero con el fin de no revictimizar a la sobreviviente, este diario no ahondará en ellos.

 

Por otro lado, la acusación sobre LC asevera que los hechos se registraron en dos viviendas. La primera donde comenzaron los abusos y la segunda, donde se había mudado la pareja junto a la menor.

 

Además, se pudo saber de las amenazas que el remisero le decía a R con el fin de que ella no dijera nada de lo que estaba viviendo.

 

La intimidación indicaba que si R contaba algo de los abusos, LC la iba a mandar a vivir con su abuela a una provincia del norte de la Patagonia. La misma acusación da cuenta que “dentro del periodo mencionado (2003-2009), en al menos dos oportunidades (el acusado) le habría exhibido películas pornográficas, efectuándole a la niña tocamientos inverecundos”.

 

Hoy R ya es mayor de edad y este jueves podría contar su verdad frente al tribunal. Además, se supo que el debate será presencial y LC estará en las instalaciones de la Cámara junto a su abogada.

 

Debido a los agravantes de la causa, en caso que se mantengan todos, la Fiscalía podría pedir una pena efectiva y el tribunal tendrá cinco días hábiles para deliberar. Luego se sabrá la verdad: si el acusado podría tener una pena excarcelable, ser liberado u ordenar su detención.

 

Como dato a tener en cuenta, quien no podrá formar parte del tribunal de la Cámara Oral será Jorge Yance, ya que el magistrado continúa recuperándose de las secuelas del COVID y, al menos hasta el próximo mes, no podrá ejercer su lugar en el tribunal. Lo mismo sucede con el doctor Eduardo López, quien se encontraba subrogando, pero que recién se reintegrará el próximo lunes

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias