AFUERA DEL MUNICIPIO Y DEL MINISTERIO DE SALUD

Comerciantes reclamaron reapertura con una caravana que rozó el discurso anticuarentena

Con banderas argentinas, la protesta llegó hasta la puerta del ministerio de Salud. En paralelo, La Cámara de Comercio y la Federación Económica lograron medidas de alivio que serán anunciadas hoy por la gobernadora.

Por La Opinión Austral


Un grupo de comerciantes protestó ayer por las calles de Río Gallegos, en repudio a la cuarentena que desde hace dos semanas les prohíbe abrir sus locales como consecuencia del brote de coronavirus que ya se cobró cinco vidas.

La consigna con la que circuló la convocatoria fue: “Vamos a desaparecer”, marcando el hastío de estas últimas dos semanas en las que sólo pudieron recibir clientes los negocios dedicados a la venta de alimentos, estaciones de servicio y farmacias.

Al mediodía, una extensa columna de varias cuadras de coches inundó el centro capitalino marcando un circuito que alcanzó la costanera local.

 Pablo Grasso salió a escuchar a los comerciantes. FOTO: JOSÉ SILVA.
Pablo Grasso salió a escuchar a los comerciantes. FOTO: JOSÉ SILVA.

Queremos trabajar”,tenemos que pagar el alquiler” y hasta “reincorporación del Plan veredas” fueron algunos de los carteles que mostraron los autos y camionetas de los empresarios, y en algunos sus empleados que, según dijeron, se plegaron voluntariamente a la protesta. Dueños de confiterías, de locales de ropa, peluquerías, reparación de bicicletas, pero también de empresas de servicios y almacenes que sí están abiertos, reclamaron asegurando que la caravana “no es contra nadie”.

Bajo la consigna “vamos a desaparecer” pidieron ampliación horaria y apertura de negocios

Sin embargo, en determinado momento, cuando transitaron por enfrente de la Municipalidad mantuvieron un cruce con el intendente Pablo Grasso, a quien le recriminaron por la situación que atraviesa el sector.

 Dueñas de locales buscaban al intendente. FOTO: JOSÉ SILVA.
Dueñas de locales buscaban al intendente. FOTO: JOSÉ SILVA.

El empresariado no tenía el aval de la Cámara de Comercio que conduce Carolina Neil, ni tampoco de la Federación Económica que preside Guillermo Polke. Incluso, este último se pronunció públicamente en contra. Este no es un dato menor, ya que desde hace más de una semana la dirigencia mantiene sendas reuniones con el Gobierno de la provincia y el Municipio para destrabar la situación.

Al Ministerio de Salud

El momento más polémico de la jornada fue cuando la caravana llevó su repudio al Ministerio de Salud, que coordina las acciones de atención y prevención en medio de la crisis sanitaria de la que nadie está exento.

Ahí es donde el reclamo pareció más bien una de las manifestaciones anticuarentena que vimos días atrás en la Ciudad de Buenos Aires, con actos de aire republicanos con banderas argentinas, y que pretenden correr el eje del drama que significa una pandemia mundial en la que mueren decenas de personas a diario, anteponiendo la puesta en marcha de la economía.

La situación de Río Gallegos no está muy lejos del colapso. Hasta hace algunos días, el 92% de las camas de terapia intensiva estaban ocupadas por pacientes graves. Hoy este porcentaje bajó levemente hasta el 80%, pero a diferencia de lo que pasaba en julio, cuando el Gobierno decía que los contagios se dieron puertas adentro de las casas y festejaba que el sector comercial cumpliera estrictamente los protocolos, hoy la transmisión es comunitaria: ergo, el virus circula libremente en la ciudad.

Alternativas

Al promediar la semana, la CCIARG (Cámara de Comercio) y la FESC (Federación Económica) hicieron un zoom con la ministra de la Producción Silvina Córdoba, y también tuvieron otras reuniones con el ministro de Gobierno, Leandro Zuliani, con quienes se avanzó en la flexibilización horaria que sumaría cuatro horas más de atención a los locales de venta de artículos esenciales.

No es suficiente para quienes no pueden abrir, sin embargo, otros aspectos fueron evaluados, como por ejemplo exención impositiva y prórroga de vencimientos para el sector. Pero además, este jueves cuando participó de una videoconferencia con el presidente de la Nación, Kirchner solicitó la restitución de los ATP para los comerciantes. Esta medida paliativa se había perdido cuando Santa Cruz ingresó en el distanciamiento social que permitió atención al público.

Se espera que hoy se anuncien medidas por negociaciones con la CCIARG y la FESC

Por otra parte, La Opinión Austral pudo saber que la gobernadora hará una serie de anuncios para llevar alivio al sector comercial. El alcance de la iniciativa se mantiene en estricto hermetismo, sin embargo se sabe que debiera conocer en el transcurso de este sábado, cuando se anuncie la posible extensión del aislamiento social, preventivo y obligatorio para Río Gallegos.

 FOTOS: JOSÉ SILVA
FOTOS: JOSÉ SILVA

En este sentido, de forma conjunta con la CCIARG y la FESC, Gobierno y Producción analizaban el universo de comerciantes que debían recibir asistencia.

Por ahora, sobre lo único que hay certeza es sobre la ampliación de horarios para mercados de proximidad que podrán atender hasta las 19 horas, y delibery hasta las 22 horas

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias