VIVEN UNAS 300 FAMILIAS

“Está imposible”: el barrio PROCREAR sin agua por cañerías congeladas

A las bajas temperaturas que congelaron cañerías de la zona se suma una pérdida de agua en el sector que complica a vecinos. Señalaron que las calles están intransitables en los alrededores del Centro de Medicina Nuclear, adonde diariamente ingresan ambulancias.

Por La Opinión Austral


El barrio PROCREAR de Río Gallegos, ubicado frente a la laguna Ortiz, viene con problemas hace un tiempo por pérdidas de agua en el sector.

A eso se sumaron cañerías congeladas tras las bajas temperaturas, lo que complicó aún más el acceso al servicio.

El presidente de la junta vecinal, Javier Arias, detalló a La Opinión Austral la problemática que atraviesan los vecinos del barrio, que hoy ya acumula a unas 300 familias.

“Hace varios meses teníamos problemas de pérdidas de agua, producto de las obras mal realizadas de la empresa Esuco. Según nos contaron desde Servicios Públicos, recibieron la obra del barrio con muchas deficiencias, entre ellas, problemas eléctricos e instalaciones de agua muy mal realizadas, lo que llevó a que hubiera pérdidas en las calles”, detalló el presidente de la junta.

A ese problema se sumó otra situación que viene aquejando a varios vecinos. Es que con las “heladas” de las últimas semanas se congelaron cañerías y las calles se tornaron “imposibles” para circular.

 

 Si bien comenzaron algunos trabajos de refacción en el barrio, el tiempo apremia y el mal clima persiste.
Si bien comenzaron algunos trabajos de refacción en el barrio, el tiempo apremia y el mal clima persiste.

“Cuando uno transitaba el barrio podía ver que desde el asfalto brotaba el agua y esta situación se agravó mucho estos días con las bajas temperaturas”, agregó Arias.

Explicó que las capas de hielo llegaron a los 35 centímetros y eso complicó el ingreso de vecinos a sus cuadras y la transitabilidad en varias calles para quienes ingresaban al sector.

Con el extremo frío, se congelaron varias cañerías y la situación se agravó.

“Tras varios meses de gestión de la junta vecinal, notas formales y reclamos, pudimos entablar diálogo con el titular del área de Abordaje Territorial de la empresa, Héctor Aburto”, explicó el presidente de la junta vecinal.

“Inmediatamente se comprometió y cumplió junto con el titular de Saneamiento, Martín Erni, en enviar el personal a trabajar al barrio con el compromiso de solucionar todas las pérdidas que existen en nuestro barrio que, además, hace perder miles de litros a la reserva que tenemos en el sector”, sostuvo.

Otros problemas

Arias detalló algunos de los inconvenientes que también tienen en el barrio y que esperan resolver, desde espacios verdes a limpieza del sector.

“Son muchos, tenemos la limpieza de los espacios verdes del sector de Desarrollo Urbanístico que realizó la Municipalidad y quedó suspendida por las bajas temperaturas, por lo cual esperamos que vuelvan”, explicó.

Asimismo, solicitan al Municipio que avance con tareas de limpieza en el sector de Llotes con servicios, entre Tripulantes del Fournier, Piloto Lero Rivera y avenida Gregores.

“Hasta el momento, desde que se habilitó el barrio, nunca ingresó el Municipio a este sector”, agregó Arias.

“Las calles están realmente intransitables, sobre todo en los alrededores del Centro de Medicina Nuclear, lugar donde diariamente ingresan ambulancias que pasan por el barrio para poder entrar al CEMPA”, señaló para concluir

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias