Plan Gas 4

La producción gasífera cayó más del 6% en el primer semestre de este año

Mientras se discuten detalles finales sobre el incentivo de precios, distintos sectores advierten que aún restan detalles para resolver. Las operadoras todavía preguntan por una compensación anterior, que alcanza los 400 millones de dólares.

Por Raúl Figueroa


El Gobierno Nacional define los detalles finales para la puesta en marcha del anunciado Plan Gas 4, para incentivar la producción de este fluido en todo el país. Esto ocurre en un contexto donde, por la pandemia, los volúmenes registrados dan cuenta de una caída que supera el 6% en el primer semestre de este año en todo el país. Con precios de incentivo de entre USD 3,40 y 3,90 por Millón de BTU (Mbtu), frente a las referencias de entre USD 2,50 y 2 de la actualidad. La intención es evitar que las importaciones crezcan fuertemente en 2021.

La caída de producción de gas en todo el país, durante el primer semestre, representa unos 8 millones de metros cúbicos por día, ya que de un promedio de 133,5 Mm3/d durante el primer semestre de 2019, esa media cae a 125,3 Mm3/d en el primer semestre 2020, según datos publicados por la Secretaría de Energía de la Nación.

En la provincia esperan conocer el alcance real que tendrá el Plan. Esto es porque en Santa Cruz, la disminución del 6,5%. De un promedio diario de producción de 12,3 Mm3/d durante el primer semestre de 2019, este año se pasó a 11,5 Mm3/d.

La caída de producción de gas en todo el país, del 1er semestre, fue de unos 8 millones de M3/d.

Tal como informó Santa Cruz Produce, el gobierno trabaja en el Plan Gas 4, del cual ya hay algunos borradores en circulación, pero no está del todo definido y quedan aspectos para clarificar en la discusión.

Fuentes del ámbito empresario y estatal de la provincia de Santa Cruz consultadas para este informe respondieron con prudencia respecto de los alcances conocidos hasta ahora. En todos los casos, hubo coincidencia en que la norma aún no está cerrada.

“Estamos esperando una nueva presentación confiaron desde ámbitos provinciales-, porque por lo que está redactado hasta ahora vemos que ingresarían algunas operadoras, pero no todas. Estamos viendo también cómo incentivaría el off shore”, explicó.

Conflicto previo

En la discusión del nuevo programa de incentivos también aparece colateralmente otro tema que reclama el conjunto de las operadoras. Se trata de la compensación por un monto de 400 millones de dólares, que había sido comprometido por el decreto 1053 del gobierno de Macri, para compensar diferencias de tarifas a raíz de la devaluación de 2018. Dicho decreto fue recientemente anulado por el Senado de la Nación, con fuertes críticas de la oposición.

En Santa Cruz se espera el texto final. La producción del fluido cayó 6,5% en el primer semestre.

Una carta dirigida por el interventor del Enargas, Federico Bernal, al senador Luis Naidenoff, por sus críticas a esta medida, permite conocer aspectos legales de la dolarización de tarifas, que según refiere el funcionario no está previsto en ninguno de los marcos normativos vigentes:

“Las Reglas Básicas de la Licencia de Distribución (RBLD) aprobadas en 1992 y no modificadas en este punto desde entonces, se redactaron cuando no existían variaciones del tipo de cambio, razón por la cual el mecanismo de las Diferencias Diarias Acumuladas (DDA) no está diseñado para incluir descalce de monedas ni cualquier otra volatilidad financiera”, expresó el funcionario nacional, echando luz sobre un tema que seguirá en discusión con cada variación sobre el tipo de cambio. Vale detenerse en algunos argumentos, porque la discusión toca tangencialmente a la definición del nuevo programa:

“Tampoco está escrito explicó Bernal en aquella carta al senador opositor- en ningún lado de la normativa que de esa deuda se deba hacer cargo el Estado Nacional, es decir, los 45 millones de argentinos y argentinas. ¿Por qué decimos esto? Porque, al estatizar la deuda privada provocada por la brutal devaluación de 2018 y los interminables desaguisados económicos y financieros cometidos por su gobierno, el DNU 1053/18 no hizo más que traspasarla a toda la población. Es decir, tendrá que pagarla indirectamente hasta el último de sus compatriotas, desde Ushuaia a la Antártida, tengan o no tengan gas por redes”.

 

 CGC ya habilitó su planta de almacenaje subterráneo de gas en Santa Cruz. El Plan Gas 4 favorece este tipo de proyectos.
CGC ya habilitó su planta de almacenaje subterráneo de gas en Santa Cruz. El Plan Gas 4 favorece este tipo de proyectos.

En función de ese antecedente, hoy el sector empresario exigiría garantías de que el Estado reconocerá posteriormente los montos por la diferencia surgida entre el precio reconocido para incentivar la producción y el que se cobre en la tarifa de usuarios residenciales e industriales.

Presupuesto 2021

Por otra parte, en torno al esquema de incentivos, el Instituto de la Energía General Mosconi elaboró un documento de sugerencias y críticas al nuevo esquema, en el que advierte especialmente que el monto a cubrir por parte del Estado podría darse en un sendero creciente ilimitado, con el consiguiente traslado de costos a los usuarios. Además, advierte que podría no implicar un incremento en la producción:

“A diferencia de las versiones anteriores del Plan Gas, que intentaban incrementar la producción nacional de gas natural, el Plan Gas 4 tendría como objetivo mantener los actuales niveles de producción y asegurando el abastecimiento de las distribuidoras y usinas pero no la demanda total del país”, advierte el documento.

El proyecto no sólo debe requerir mantener la producción sino que debería exigir que suba.

Y sobre los precios de incentivo, advierte que no se fija el mecanismo para alinear con las referencias internacionales, lo que mantendría los precios internos de forma indefinidamente alta:

“El proyecto oficial omite formular requerimientos de aumento en la productividad que se reflejen en baja de costos de producción que permitan alinear en un plazo mediato los precios domésticos con los del mercado de referencia (Henry Hub), sino que por el contrario los precios internos aumentarán”. Y pone el foco en el mecanismo del precio de incentivo:

“El proyecto establece un esquema de precios máximos a valor presente que surgiría luego de descontar los precios futuros ofertados con tasa anual del 10% anual en dólares añade el documento-. Esto implicaría que el precio del gas natural ofertado podría seguir un sendero de precios crecientes en los próximos años”.

 

Y añade que esto si bien podría reflejar la coyuntura económica actual, “perpetúa innecesariamente un sobre costo que finalmente pagarán los usuarios vía precios o vía subsidios”.

Como alternativa, el Instituto considera que si no hay más alternativa que subsidiar a la oferta (en lugar de la demanda, es decir a los consumidores), esto debería hacerse en forma segmentada, considerando los costos de producción de cada cuenca.

Para el Instituto de Energía Gral Mosconi, el Presupuesto 2021 deberá fijar los recursos del Plan

“La realidad indica que los precios del gas natural crecientes en moneda extranjera en el marco del Plan Gas 4 que no puedan ser afrontados por los usuarios, deberán ser cubiertos con subsidios que en este momento no figuran en ningún presupuesto”, expresa el Instituto.

Por ello, concluye que el análisis debería hacerse en base a la afectación de recursos para el presupuesto nacional 2021, por lo que considera necesario posponer la subasta que apuntaría en poner en marcha este programa el mes próximo, para ser reprogramado al año próximo

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias