EXCLUSIVO: SALIERON A LA LUZ OTRAS CAPTURAS DE CHAT

Otra niña denunció públicamente al policía acosador de Río Gallegos

Tras la develación de La Opinión Austral, otra preadolescente se animó a hablar. Denunció a Walter Gabriel Cáceres por acosarla por Facebook. “Me darías una oportunidad, sería genial poder conocerte”. “Sos hermosa, sos mi ídola”.

Por La Opinión Austral


Walter Gabriel Cáceres fue acusado de grooming por otra preadolescente de Río Gallegos. Luego de que La Opinión Austral develara en exclusiva los chats que mantenía con una niña de 13 años, ahora otra menor tomó valor y lo denunció públicamente.

Según pudo averiguar este diario, por el acoso mantenido a esta joven no hay ninguna denuncia penal, ya que la víctima recién se animó a contarlo -a través de una amiga, ni siquiera le dijo a los padres- luego de que este diario diera a conocer el aberrante accionar de este policía.

Los chats son igual de claros que los del primer caso. El grooming es evidente. “Hola, me llamo Walter, sos mi ídola, sos hermosa”, arranca el primer contacto. “Me encanta como jugás, me encantaría poder conocerte”, agrega.

Tras la repercusión que tuvo la nota publicada por La Opinión Austral, el abogado penalista Santiago Luis Pinto se ofreció a representarlas de manera gratuita

“Porfa, dame una oportunidad. Sólo una. Hago lo que vos me digas”. Nunca recibió respuesta, más allá de un “hola, quién sos”, por parte de la niña. Él, siguió insistente con su acoso.

Aparentemente, el sargento de policía conocía a la preadolescente del Club Hispano, donde ella jugaba al hockey. En el celeste también jugaba la niña de 13 que lo denunció, aunque ella hacía básquet.

Me encanta como jugás, me encantaría poder conocerte

Compartir

“Podemos seguir charlando por acá y nos vamos conociendo, puede ser. Me darías una oportunidad, sería genial poder conocerte, poder verte jugar”. Los mensajes son de este calibre. Al menos los trascendidos y a los que La Opinión Austral tuvo acceso. No se descarta que más niñas hayan sido víctimas de grooming.

¿Y la causa?

Según fuentes consultadas por este diario, el teléfono y la computadora que le secuestraron a Cáceres fue todo “restaurado de fábrica”, es decir, no se pudo extraer ningún tipo de información ni elementos de pruebas que lo vinculen con la denuncia realizada por grooming. Los elementos se los secuestró la División de Investigaciones, en junio del año pasado.

Quien realizó la denuncia que motivó el inicio de la investigación fue Samantha, la madre de la niña de 13 -hoy está por cumplir 15- a quien el policía acosó vía Facebook. La mujer se hizo pasar por su hija para conocer las intenciones del hombre.

Porfa, dame una oportunidad. Sólo una. Hago lo que vos me digas

Compartir

La denunciante confirmó ayer a este diario que, tras la repercusión que tuvo la nota publicada por La Opinión Austral, un abogado penalista se ofreció a representarlas de manera gratuita y que así puedan ser querellantes. Se trata del doctor Santiago Luis Pinto.

Por una cuestión económica, la familia nunca pudo pagar un abogado que la ayudara en la causa. Por ello, no conocen los pormenores de la misma. Ahora, cuando la feria extraordinaria que dispuso el Tribunal Superior de Justicia concluya, el letrado podrá presentarse como su representante legal en el Juzgado de la Dra. Marcela Quintana.

 

Mientras tanto, Cáceres continúa trabajando en la Dirección Regional Zona Sur. Samantha pide que lo echen y critica que lo “sigan respaldando”. El hombre fue suspendido por 30 días luego de la denuncia y el allanamiento en su casa, el año pasado.

En las redes sociales, el repudio es generalizado. Ahora, con otra niña que lo denunció, mucho más.

 


Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias