MARCHA ATRÁS EN EL SECTOR

Repercusiones: comercios quieren reabrir sus puertas

Tras la vuelta al aislamiento en Río Gallegos, los comerciantes que deben cerrar marcaron su postura. Algunos a favor, muchos otros en contra. La Cámara de Comercio elevará notas al Ejecutivo.

Por La Opinión Austral


Con el avance del brote en Río Gallegos, el Gobierno implementó el aislamiento social y obligatorio hasta el 16 de agosto. La medida busca mitigar la cantidad de casos positivos que se vienen dando desde el 14 de julio.

 

 

 

 

 

 

Entre sus puntos, restringe el horario de circulación y de comercios y establece el cierre de actividades, exceptuando a las consideradas esenciales, tales como los almacenes, farmacias y supermercados.

Los comerciantes, obligados a cerrar, no vieron “con buenos ojos” la normativa. Es que desde el 8 de junio, con el ingreso de Santa Cruz a la fase de Distanciamiento, casi todos los rubros ya estaban habilitados. Tras casi dos meses de la apertura, vuelven a cerrar y hay descontento.

 

 

 

 

 

 

Acorde a lo que pudo conocer La Opinión Austral, las autoridades de la Cámara de Comercio de Río Gallegos elevarán una nota al Ejecutivo para intentar, de alguna manera, retrotraer la medida.

Es que el sector comercial, uno de los más impactados por la pandemia, entró en una fuerte crisis.

 

 

 

 

 

 

“Descontento”

“Nos reunimos con la comisión para charlar sobre los temas, lo único que puedo decir es que la medida no ha sido bien tomada ni con agrado”, señaló Carolina Neil, presidenta de la CCIARG.

 

 

 

 

Neil consideró: “El decreto es súper restrictivo, vamos a diagramar cómo seguimos y cómo continuamos con esto, vamos a charlar con toda la información que hay y las notas a presentar”.

 

 

 

 

 

La presidenta de la Cámara señaló que intentarán “revertir la situación” y que acompañan y comprenden la situación sanitaria, “pero no podemos desconocer y debemos buscar también alternativas para lo que es el sector comercial”.

 

 

 

 

Entre los rubros más complicados a lo largo de la pandemia, y desde sus inicios, es el de las peluquerías y centros de estética, algunas de las últimas actividades en ser permitidas.

 

 

 

 

Gabriela, peluquera de Río Gallegos, indicó que buscan solicitar a las autoridades la reapertura. “Aunque sea en un horario reducido, pero con protocolo para que podamos trabajar, de todos los comerciantes y rubros en general”, señaló la profesional a La Opinión Austral.

 

 

 

 

 

Algunas de las molestias tienen que ver con que los focos de los brotes no se dieron en sectores comerciales, en principio. Otros, en tanto, apuntan a cadenas de supermercados que venden artículos de todo tipo, entre ellos, librería, artículos para el hogar y demás.

Sin embargo y como contrapartida, una gran cantidad de comerciantes estuvo de acuerdo con la medida establecida hasta el 16 de agosto, consideraron que es “acertada” y se prioriza “cortar con el brote”

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias