TENSIÓN EN TODO EL MUNDO

Rusia y Ucrania negocian para frenar la guerra: las condiciones

Creciente expectativa global por el posible fin del conflicto. Kiev reclamó el inmediato retiro de tropas rusas, mientras que Putin luego pidió que desmilitaricen Ucrania y reconozcan a Crimea para frenar los ataques.

Por La Opinión Austral


Representaciones de los gobiernos de Ucrania y Rusia mantuvieron este lunes una primera reunión, en la que al parecer se abordaron al menos “algunos puntos” que podrían derivar en futuros acuerdos en torno a la crisis en la exrepública soviética y que se seguirán debatiendo en una “segunda ronda”, por ahora sin fecha.

En el quinto día de la invasión de tropas rusas a suelo ucraniano, diplomáticos de ambos países se sentaron por entre 5 y 6 horas alrededor de la enorme mesa, cubierta con un mantel blanco, que las autoridades de Bielorrusia eligieron para las conversaciones en el puesto de control Alexandrovka-Vilcha, en la frontera entre ese país y Ucrania.

Trascendió poco de lo hablado en el encuentro, pero algunos conceptos permiten algún medido optimismo: el jefe de la delegación rusa, Vladimir Medinski, dijo que se identificaron “algunos puntos sobre los que es posible hallar un terreno común” y el titular de la oficina presidencial ucraniana, Mijaíl Podoliak, resaltó que se detectó “una serie de temas prioritarios sobre los que se han perfilado determinadas decisiones”.

“Hoy las delegaciones de Ucrania y Rusia realizaron la primera ronda de negociaciones, que tenían como principal objetivo debatir los temas de alto el fuego y cese de hostilidades en el territorio de Ucrania”, dijo Podoliak ante la prensa, según la agencia Sputnik.

La agencia de prensa bielorrusa difundió imágenes de la sala de negociaciones, con una larga mesa cubierta con un mantel blanco, una decena de sillas de cada lado y banderas de los tres países de fondo. “Pueden sentirse en total seguridad, es nuestra sagrada responsabilidad”, había declarado a las delegaciones el jefe de la diplomacia bielorrusa, Vladimir Makei.

Ucrania exige un alto al fuego y la retirada de las tropas rusas y el presidente Volodimir Zelenski había reclamado, en redes sociales, que los rusos “depongan las armas” y “salven sus vidas”.

Su par ruso, Vladimir Putin, conversó por teléfono con su homólogo francés, Emmanuel Macron, ante quien parece haber expuesto las pretensiones de Moscú para las negociaciones: el reconocimiento de Crimea como territorio ruso y la desmilitarización, la “desnazificación” de Ucrania y la promesa de un estatuto de país neutro.

Después de la caída del gobierno prorruso en Ucrania y su reemplazo por uno prooccidente, en 2014, los habitantes de la península de Crimea aprobaron en un referendo separarse de ese país e incorporarse a Rusia, que luego se anexionó el territorio, donde tiene su flota del Mar Negro y cuyo control le proporciona la única vía de salida al mar Mediterráneo.

En un comunicado de la Presidencia, Putin subrayó que la resolución del conflicto “era posible sólo si los intereses de seguridad legítimos de Rusia eran tomados en cuenta sin condición”. Con todo, dejó en claro que “la parte rusa está abierta a negociaciones con representantes de Ucrania y espera que llevarán a los resultados esperados”.

El presidente ucraniano, en tanto, dijo el domingo, al informar que aceptaba negociar, que en lo personal tenía “pocas expectativas” sobre el resultado de este encuentro.

Se entiende que una primera conversación en el estado actual de enfrentamientos armados suele consistir en que las partes se limiten a hacer conocer sus pretensiones para que los negociadores retornen a sus respectivas capitales a trasladar la postura de la otra parte y en busca de instrucciones.

El cara a cara entre rusos y ucranianos significó de hecho que se descartaran dos ofertas de mediación: la del papa Francisco, que el jueves llevó la propuesta a la Embajada de Rusia en El Vaticano, y la del primer ministro de Israel, Naftali Bennett, que este domingo ofertó sus servicios en una conversación telefónica con Putin.

Las negociaciones fueron el centro de atención en una jornada en la que siguieron los combates en Kiev y otras varias ciudades ucranianas, y en la que varios países sumaron nuevas sanciones para con Rusia, que viene recibiendo hace días penalidades en materia económico-financiera, de transporte y hasta deportivas

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias