AMORES TÓXICOS: ¡SE SUSPENDIÓ EL CASAMIENTO!

Su prometido estaba con otra mujer y le destruyó el auto

Estaba bebiendo champagne en una habitación del Hotel Patagonia. Abajo, su novia llegó enardecida y con una pala parrillera atacó su vehículo. “A la casa no vuelvas nunca más, te c... en tus hijos y en tu mujer”, le gritó. Desopilante repercusión en redes.

Por La Opinión Austral


Una historia de desamor, traición e ira incontrolable presenciaron trabajadores del Hotel Patagonia y personal policial, en Río Gallegos.

Una mujer llegó enardecida y muy alterada a Monseñor Fagnano 54 y vio el automóvil de su pareja, estacionado justo afuera del hotel.

Sabía que el hombre estaba allí y lo fue a increpar, porque la estaba engañando con otra mujer. El novio había subido historias a su WhatsApp. Se mostraba con un espumante, distendido y muy tranquilo.

Una imagen de sus pies se convirtió en una desopilante seguidilla de “memes” en las redes sociales. También, la violenta reacción de la mujer al saberse engañada.

 ERAN OTROS TIEMPOS. Daniel Osvaldo Conte y Jessica Moskalink.
ERAN OTROS TIEMPOS. Daniel Osvaldo Conte y Jessica Moskalink.

Todo sucedió pasadas la 00:00 hora. Jessica Moskalink atacó con una violencia desmedida el Hyundai Genesis Coupe de Daniel Osvaldo Conte.

La joven destruyó todos los cristales del vehículo de alta gama de su novio, ante la atónita mirada de los empleados del establecimiento.

El ataque inició en el parabrisas frontal del auto -valuado en unos $ 2 millones- y siguió por toda la parte frontal de la carrocería.

 DESAMOR. Días atrás, se mostraban enamorados en las redes.
DESAMOR. Días atrás, se mostraban enamorados en las redes.

El elemento, comúnmente utilizado en los asados del domingo, le sirvió a esta mujer para desatar su ira al haber sido engañada por su pareja, con quien estaban comprometidos e iban a casarse, pese a tan solo llevar un par de meses de relación.

“¡Está con una mina ahí arriba!, ¡Tiene una familia, tiene tres hijos!, gritó la joven

Además de destrozar ambos parabrisas y los vidrios laterales, los espejos retrovisores del auto deportivo quedaron destruidos. También la carrocería, muy abollada. La ira de la mujer duró un par de segundos pero fueron devastadores. Un testigo grabó lo sucedido y el video se vio miles de veces en laopinionaustral.com.ar.

 

Nadie podía creer lo que sucedía, y muchos ya atribuían la reacción de la mujer a un problema marital, algo que no tardó en poder corroborarse.

Tras destrozar el auto, la mujer huyó con dirección a la avenida Pte. Néstor Kirchner, mientras en el interior del hotel ya se había llamado a la Policía.

Patrulleros del Comando Radioeléctrico y de la Comisaría Primera arribaron escasos minutos después.

A todo esto, el damnificado estaba junto a otra mujer y al ser anoticiado de lo sucedido por uno de los empleados del establecimiento, bajó de inmediato. Salió a las escalinatas del hotel con el torso desnudo -dejando en evidencia sus múltiples tatuajes- tan sólo con un jean y con una botella de champagne en su mano derecha.

 

 

 

 

Lamentándose interiormente por su auto, pero sin reflejar emoción alguna, Daniel miró incrédulo el desastre que su novia Jessica había dejado. Poco después, tras observar el registro de las cámaras de seguridad, la reconoció. “Es mi ex”, dijo.

No pasaron ni diez minutos y la joven regresó. Pero ahora con intenciones de ingresar al hotel. Un empleado impidió que lo hiciera, diciéndole calmadamente que no estaba autorizada. “Disculpame pero no podés entrar, no podés”, le dijo, mientras ella le gritaba a Daniel, y forcejeaba con una mujer policía que intentaba calmarla.

La situación no terminó ahí y cada vez eran más los curiosos que se acercaron a ver lo que sucedía en pleno centro de nuestra ciudad.

“¡Destruiste una familia!”, le gritó desde afuera la joven. Y, según manifestaron algunos testigos, él también le respondía de manera violenta, sin soltar la botella de extra brut.

“Hijo de p..., te c... en una familia. A la casa no vuelvas nunca más, te c... en tus hijos y en tu mujer”, gritó desesperada, al borde de quebrarse entre lágrimas, por haber sido engañada por su prometido.

El hombre dejó el hotel el jueves por la tarde-noche. Estaba en una habitación con otra mujer

La policía logró calmarla. “Quiero hacerle la denuncia, que no aparezca más”, le manifestó mientras la efectivo la contenía.

“Te voy a denunciar. No vuelvas a la casa, porque te voy a matar, borracho y drogadicto. !Te cag... en todo!, fueron las últimas palabras que Jessica le gritó a Daniel, mientras bajaba las escaleras y la subían a un patrullero.

 ACABÓ DETENIDA. La mujer pasó seis horas en la comisaría.
ACABÓ DETENIDA. La mujer pasó seis horas en la comisaría.

Antes de ingresar al móvil policial, ante el asombro de todos los presentes, volvió a repetir: “¡Está con una mina ahí arriba!, ¡Tiene una familia, tiene tres hijos!

Él, ya había regresado a su habitación, botella en mano.

Según pudo conocer La Opinión Austral la joven (de unos 30 años) posee tres hijos, pero él no sería el padre de ninguno de ellos. Sí estaban comprometidos e iban a casarse. Algo que evidentemente no sucederá.

Semanas atrás del hecho, que hoy está en boca de todos los riogalleguenses, -incluso llegó a medios nacionales- ambos se mostraban muy felices juntos.

El escándalo sacudió las redes sociales. No sólo se hicieron viral los videos del caso y algunos “memes”, sino también los últimos posteos de ambos en Facebook.

“No todo será perfecto en nuestro matrimonio, pero yo te prometo que me voy a esforzar por hacer que cada minuto y segundo, valgan la pena entre nosotros. Te amo chancho”, escribió él a ella, y fue el más viralizado.

¿Qué pasó luego?

La mujer fue subida a un patrullero y conducida a la Comisaría Primera. Se inició una causa de oficio por los daños y ella ingresó aprehendida. Estuvo seis horas y, tras fijar domicilio, recuperó su libertad en horas de la mañana del jueves.

El arreglo total del automóvil le costará unos $ 300 mil, señalaron en el taller

En la causa tomó intervención la Comisaría de la Mujer y Familia. Daniel se presentó en esta dependencia para declarar por lo acontecido. Jessica también fue y solicitó medidas restrictivas. Como gritó en la madrugada, no quiere volver a verlo.

El hombre fue desalojado del hotel en la tarde-noche del jueves.

 AL TALLER DERECHO. El hombre llevó su auto a arreglar enseguida.
AL TALLER DERECHO. El hombre llevó su auto a arreglar enseguida.

¡¿Cuánto?!

En horas de la mañana del jueves, Daniel llevó el costoso auto a un taller de la calle Avellaneda para reparar los cristales.

La Opinión Austral se comunicó con el negocio para consultar cuál sería el costo del arreglo. “No sabés cómo estaba”, exclamó un joven empleado del local.

Ambos declararon en la Comisaría de la Mujer y Familia. Ella pidió medidas para que no se le acerque

“Le rompió chapa, techo, puerta y baúl. Le va a costar por lo menos $ 300.000”, advirtió el profesional.

Según pudo conocer este medio, el vehículo contaba con seguro “contra todo riesgo” y de los abultados gastos se hará cargo la empresa aseguradora

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias