UN GRAN GESTO QUE DEMORA MEDIA HORA

Tuvo COVID, se recuperó, conoció a su beba dos semanas después y donó plasma

Rodrigo Mansilla tiene 28 años, se recuperó de coronavirus y donó plasma. Contó cómo es el procedimiento. El registro de pacientes alcanzó las 94 personas.

Por La Opinión Austral


Rodrigo Mansilla es un vecino de Río Gallegos que vivió una historia fuerte: se contagió de coronavirus, pudo conocer a su beba después de dos semanas y, luego, donó plasma.

El 22 de julio nació Bruna, su bebé, y ese mismo día empezó con dolores de cabeza. Se aisló enseguida, pero ya había contagiado a su mujer y su hija, sin saberlo. Todo sucedió muy rápido.

“En la fecha en que tuve síntomas nació mi hija, así que mi familia se fue a aislar con mis suegros, ella no la pasó nada bien, fueron momentos muy difíciles”, describió Rodrigo, de 28 años de edad.

Luego de tres días de fiebre, dolores de cabeza y espalda, descompostura y un gran cansancio, se fue recuperando del virus.

“Lamentablemente contagié a mis suegros también, se ve que mi mujer y la bebé fueron asintomáticas”, relató algo acongojado.

Conociendo la situación epidemiológica, habían extremado las medidas por prevención: “Justo cuidándonos que no pase nada, por nuestro bebé, y pasó lo que no queríamos, pero gracias a Dios estamos todos bien”.

Rodrigo, luego de tener el alta médica, pudo ver a su hija y volver con la familia.

¿Cómo surgió donar?

Charlando entre compañeros de trabajo, uno le consultó a Rodrigo si había donado plasma. No sabía del tema, así que averiguó cómo era.

“Me comuniqué con el Centro de Hemoterapia, me agendaron y a los cinco días me llamaron así que me presenté para que me saquen una muestra de sangre para ver si tenía anticuerpos y di positivo”, contó.

El lunes siguiente donó plasma, en apenas unos minutos.“Estoy muy contento con la colaboración. Nunca imaginé que iba a pasar todo esto”, agregó.

“Solamente te sentás al lado de la máquina, que hace el trabajo sola, y vos estás conectado. Con tan poco podés lograr mucho. Porque es así, te sentás 30-40 minutos y listo, con ese sencillo gesto, esa solidaridad y colaboración, podés salvar vidas”, aseguró Rodrigo y alentó a que todos lo hagan.

Pidió, a quienes no donarían, que por favor se animen. “Me gustaría invitarlos a hacerlo, que se replanteen la idea porque hay que pensar en el prójimo hoy más que nunca”, lanzó el joven.

Contó que el procedimiento es tan simple como lo describió y que es muy sencillo, “nada del otro mundo”, agregó.

Incluso, ya pensó en el próximo paso: “Hasta yo puedo volver a donar dentro de dos meses, volveré para ver si tengo anticuerpos y lo haré. Hay que ser un poquito solidarios nomás”.

Rodrigo llamó a todos a ser solidarios y pidió que piensen en el prójimo “más que nunca”

Actualmente, el registro del Centro de Hemoterapiavaría en la cantidad de unidades a medida que van aplicándose a pacientes contagiados.

Sin embargo, el stock tiene un promedio, entre ingresos y egresos de unidades del Banco, de unas 12 unidades terapéuticas.

Al momento, el registro cuenta con 94 donantes para la titulación: eso significa averiguar, mediante un estudio, no sólo si el paciente desarrolló defensas anti-COVID, si no cuánto ha desarrollado.

De ese total de 94 donantes, se encuentra apto un 40%, estimó José Gutiérrez, del Centro de Hemoterapia, en diálogo con La Opinión Austral.Hasta la fecha, en Río Gallegos, pudieron donar plasma un total de 16 personas, de las cuales, algunas ya donaron dos veces.

Dónde y cómo hacerlo

Los pacientes recuperados de coronavirus pueden comunicarse con el Centro Regional Río Gallegos al teléfono (2966) - 616828 para coordinar con los profesionales los estudios a realizar.

El potencial donante deberá cumplir con los requisitos exigidos para un donante de sangre habitual, ser mayor de 18 años y menor de 65, más de 50 kg, no tener enfermedades graves asociadas ni enfermedad cardiovascular severa y no haber tenido embarazos.


Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias