“NO NOS QUEDÓ OTRA QUE ORGANIZARNOS”

Vecinos en alerta: siguen los intentos de usurpaciones en la periferia de Río Gallegos

Hace varias semanas, desde distintos barrios advierten que hay personas que intentan tomar terrenos por la fuerza. Días atrás, La Opinión Austral expuso los casos en el Patagonia y San Benito. “Merodean en la zona y no sabemos quiénes son”, relataron preocupados.

Por La Opinión Austral


“Queremos poner cámaras y carteles, porque sigue pasando lo mismo”, dijo Vanesa Saldivia, referente del barrio Patagonia, marcando su preocupación y bronca. Es que los casos de usurpación continúan repitiéndose en la periferia y los vecinos ya no saben qué hacer.

Días atrás un grupo de cinco mujeres y un hombre intentó tomar varias parcelas y amenazaron con volver cuando fueron increpados por algunos propietarios.

La situación tiene a los vecinos en alerta y los casos se repiten en varias zonas de Río Gallegos. Sobre todo en aquellos terrenos sin construcción o, en los cuales, sus dueños no se encuentran en la ciudad.

Tal es el caso de Emanuel Hernández, que vive en Puerto Madryn junto a sus padres. La familia tiene una casa en el San Benito y fue ocupada por terceros. Incluso, pintaron el frente de la vivienda, dejando en claro que ya se habían instalado al 100%.

Sus padres radicaron la denuncia y esperan, desde Chubut, lograr algún tipo de avance. Con la pandemia viajar a resolverlo es una opción bastante compleja. Casi imposible.

La Red de Mujeres Solidarias del San Benito tiene un terreno que les cedió IDUV y donde planifican edificar el nuevo merendero. Hace unos días, vieron gente merodear la zona. Tienen miedo de que les arrebaten lo que es suyo.

Mientras tanto, en el barrio 22 de Septiembre también se vivieron escenas similares. Un vecino logró captar con su celular a jóvenes encapuchados y un auto que rodeaban algunos terrenos vacíos y otros con edificaciones incipientes.

La realidad es que la problemática tiene a todos observando lo que sucede alrededor, en plena crisis por la pandemia, se suman los oportunistas que buscan apropiarse de lo ajeno.

Vanesa, contó que luego de que intentaran tomar las tierras y amenazaran con volver, decidieron organizarse entre los vecinos.

La referente hizo un relevamiento de quiénes vivían en la zona o tienen terrenos ahí, para poder saber con certeza si llega alguien desconocido.

 

Buscan colocar cámaras de seguridad para registrar movimientos inusuales en el barrio.

“Nos aseguramos de que estemos todos los que vivimos en el barrio. Se activó muchísimo porque estamos buscando presupuesto para poner carteles de vecinos en alerta”, aseveró en diálogo con La Opinión Austral.

También, buscan colocar cámaras de seguridad para registrar movimientos y prevenir cualquier nuevo intento o toma de lotes. En el Patagonia viven más de 120 familias en 71 manzanas.

Volvió a pasar

Con los antecedentes del primer intento, los vecinos se pusieron de acuerdo y cada vez que ven personas o autos merodeando, sacan una foto y la mandan al grupo de WhatsApp.

Vanesa relató otra escena que se dio días atrás, luego del primer intento de usurpación que ocurrió el 5 de septiembre. Esta vez, una familia que no conocían llegó al barrio a clavar carteles en un terreno, como si nadie alrededor estuviera mirando.

“Pusieron un cartel simple, que decía familia tal y manzana tanto”, describió. Cuando vieron lo que pasaba, un vecino que tiene su casa cerca se acercó a preguntar quiénes eran, porque ya tenían pautado estar atentos.

“Dijeron que los llamaron de IDUV y que tenían que cerrar dos terrenos juntos. No sabían explicarse bien, no tenían papeles. Cuando mi vecino les dijo que vengan a hablar conmigo, dieron media vuelta y se fueron. Nunca más aparecieron”, relató Vanesa.

Para la referente sigue pasando lo mismo, pero ahora están más preparados y el objetivo es claro: “La idea es que nos cuidemos entre todos y alertarnos, para quedarnos tranquilos”, finalizó

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias