A TENER EN CUENTA

Ojo al gas: Bomberos explicó los problemas y peligros del monóxido de carbono

En los últimos días, se registraron fallas en el suministro de gas en Río Gallegos y los vecinos mostraron tanto su descontento como su preocupación por no contar con el servicio que, en esta época del año, es más que esencial.

Por La Opinión Austral


Con uno de los inviernos más fríos que se recuerden de los últimos años y con sensaciones térmicas cercanas a los 20 grados bajo cero, la comunidad de Río Gallegos busca cualquier forma para poder soportar las bajas temperaturas, desconociendo que podrían atentar contra sus propias vidas.

El subcomisario Pedro Muñoz, de Bomberos de la Provincia, dialogó con La Opinión Austral y se expidió tanto por la campaña preventiva para que no ocurran tragedias como la explicación sobre la baja de presión de gas que se registraron hace unos días en barrios periféricos de la ciudad.

"El horno es para cocinar y las hornallas son para calentar comida", comenzó diciendo el integrante de la fuerza de seguridad quien agregó que: "Lo importante es que los vecinos sean conscientes de la situación, controlar las conexiones y, en caso que tengan estufas a leña o carbón, que revisen los canales de ventilación", aseguró.

En relación a las bajas del suministro de gas que se registraron hace unos días, Muñoz explicó: "No hubo un corte de gas, sino que bajó la presión. Los reguladores que se encuentran en el nicho de gas son los que cortan el suministro de manera preventiva".

El regulador en cuestión, "cuando detecta que la presión es menor a 500 gramos, corta el gas. Lo mismo pasa cuando la presión supera los 5 kilos. El problema es cuando hay conexiones fuera de norma, tal como pasó en los barrios periféricos en los que tuvimos que avisarle a vecinos sobre la situación", indicó el subcomisario sobre los patrullajes que hicieron por los barrios Madres a la Lucha y el José Font hace unos días.

 

 FOTO: MIRTA VELÁSQUEZ
FOTO: MIRTA VELÁSQUEZ

El domingo, una mamá y sus dos hijos del barrio Belgrano terminaron en el hospital luego de haber inhalado monóxido de carbono. Desde Bomberos indicaron que no se trató de una falla en el suministro sino que era una conexión fuera de norma ya que la mujer tenía un termotanque en una zona no segura.

La Dirección Regional Zona Sur, junto a los jefes de las comisarías Cuarta y Quinta, se reunieron con referentes vecinales para delinear un protocolo de acción en caso que los vecinos se percaten de los cortes de gas. En caso que eso suceda, se deberán comunicar con la Policía para que ellos avisen al resto de los vecinos

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias