IMPORTANTE: RECOMENDACIONES

Qué medidas hay que tener en cuenta si alguien de la casa tiene COVID-19

A partir del incremento de casos positivos de coronavirus en Río Gallegos, el Gobierno de Santa Cruz realiza recomendaciones respecto a las medidas preventivas en el hogar tanto para quienes son portadores del virus como para sus convivientes.

Por La Opinión Austral


Las personas que han tenido contacto estrecho o conviven con casos confirmados de COVID-19 deben mantenerse en aislamiento domiciliario y no pueden salir de su casa por ningún motivo durante 14 días para poder evaluar si comienzan a presentar síntomas (fiebre de 37.5°C o más y, además, tos, dolor de garganta, dificultad para respirar y alteraciones de gusto y olfato).

En este sentido, para quienes conviven con un caso positivo es importante seguir las indicaciones de los profesionales de la salud respecto a la permanencia en el hogar. En primera medida se plantea que las personas con COVID deben aislarse en una habitación sin contactos con los demás habitantes del hogar. Si esto no fuera posible, existen lugares para alojarlos transitoriamente y hasta que cumplan con la cuarentena obligatoria.

Se entiende por “contacto estrecho” que estas personas han estado durante un período prolongado a dos metros o menos de un caso confirmado de COVID-19 mientras tenía síntomas: por ejemplo, cuidaban de esa persona, convivían con ella, la visitaron o compartieron un espacio reducido en el ámbito laboral.

El Ministerio de Salud de la provincia recomienda para cumplir en el hogar durante el período de aislamiento:

- No debe haber personas mayores de 60 años en la misma vivienda. Evaluar la posibilidad de trasladarlas a otro lugar, donde, preferentemente, estén solas o en alguna habitación solas. El paciente contagiado no debe estar en contacto cercano con las demás personas que viven en la casa (no estar cara a cara a menos de 2 metros). Para que no se contaminen los ambientes, al toser o estornudar, el paciente contagiado en evaluación debe cubrirse la boca y la nariz con el pliegue del codo o con un pañuelo descartable (y desecharlo inmediatamente). Tirar luego los pañuelos usados en un tacho de basura. Ventilar los ambientes de forma regular.

- No se debe recibir visitas en el hogar. Las personas que asistan a la vivienda pueden dejar insumos, alimentos ni medicamentos en puerta de ingreso, manteniendo distancia y sin contacto ni permanencia en el lugar. Si no contarán con personas que puedan colaborar con esta asistencia deben comunicarse con el sistema de salud, pero de ninguna forma salir del hogar.

- Limpieza y desinfección de ambientes. Deben limpiarse y desinfectarse a diario las superficies de uso común y frecuente, como mesadas, picaportes, mesas, escritorios, sillas, grifería, baños, cocinas, etc. Para esto, lavar primero con agua y detergente, enjuagar con agua limpia, desinfectar con una solución de lavandina en agua.

- Higiene personal. Con frecuencia, todas las personas que viven en el hogar deben lavarse las manos con agua y jabón durante, al menos, 20 segundos. Como alternativa, si las manos no están visiblemente sucias, pueden higienizarse con alcohol en gel frotando bien toda la superficie hasta que las manos se hayan secado por completo. No tocarse la cara (en especial, ni la nariz, ni los ojos, ni la boca) si las manos no se han lavado o higienizado correctamente.

- Utensilios, vestimenta y ropa de cama. No se deben compartir con otras personas platos, vasos, cubiertos, tazas, mate u otros utensilios. Después de usar estos elementos, lavarlos minuciosamente con agua y detergente. Tampoco compartir elementos de aseo, como jabones y toallas, ni almohadas u otros artículos

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias