Policiales

Trata: la pareja se negó a declarar y hoy se conocerá el veredicto

Por La Opinión Austral


Comenzó el juicio a Marcelo Varga y Verónica Falcón, pareja acusada de explotar sexualmente a una joven menor de edad en el local "El Viejo Dragón" de Pico Truncado, en 2010. Los imputados se negaron a declarar y se recibieron testimonios de policías y mujeres que trabajaban con la víctima. Su madre y ella fueron citadas por videoconferencia para hoy, jornada en la que también serán los alegatos y el dictamen del veredicto.

* Por Juan Manuel Reyna ? Redacción La Opinión Austral

Dio inicio ayer el juicio a una pareja acusada de explotar sexualmente a una menor de edad en la localidad de Pico Truncado. El Tribunal Oral Federal (TOF) de Santa Cruz llegó a Caleta Olivia para comenzar con el proceso, que tiene lugar en la sede de Prefectura.

La causa data de 2010, año en que a una joven de 16 años de edad le fue ofrecido el trabajo como moza en un local nocturno y finalizó siendo sometida por los propietarios de este, instándola a tener relaciones sexuales con los clientes.

Cabe recordar que el año pasado se rechazó el petitorio de realizar un juicio abreviado, ya que existirían pruebas suficientes que acreditarían el delito a la Ley 23.364 de Prevención y Sanción de la Trata de Personas y Asistencia a sus Víctimas.

Los imputados son Marcelo José Luis Varga (42) y Verónica Vanesa Falcón (39 propietario y encargada del local "El Viejo Dragón", que se ubicaba en calle Mitre al 500.

El juicio comenzó en horas de la mañana de ayer y se extendió hasta cerca de las 18 horas. En esta primera jornada del proceso se escucharon los testimonios de varios testigos, entre ellos los policías que intervinieron, y las mujeres que trabajaban en el mismo lugar que la víctima.

Fuentes judiciales consultadas por La Opinión Australindicaron que para la jornada de hoy está previsto escuchar a otros tres testigos, pero por videoconferencia. Dos de estos, son la madre que hizo la denuncia y la víctima, ambas fueron citadas por la Justicia, pero en principio, hasta ayer no pudieron ser ubicadas en la ciudad donde actualmente residen.

Este medio pudo conocer que tanto Marcelo José Luis Varga como Verónica Vanesa Falcón se negaron a declarar en la jornada de ayer. Para hoy se espera que, una vez concluidos los testimonios de los testigos restantes, se defina el horario de los alegatos de la Fiscalía y de la defensa de los imputados.

Asimismo, de acuerdo a lo estipulado, se prevé concluir hoy mismo con el juicio y que, una vez escuchados los alegatos de las partes, el TOF dé a conocer su veredicto para el caso de trata con fines de explotación sexual.

 Los imputados Marcelo Varga y Verónica Falcón. <strong>(Fotos Carlos Acosta)</strong>
Los imputados Marcelo Varga y Verónica Falcón. (Fotos Carlos Acosta)

Detalles del caso

En 2010 la joven (de iniciales FV) era menor de edad y estaba cursando un embarazo en ese momento. Hoy posee 24 años y residiría en Formosa, aunque es oriunda de la provincia de Neuquén.

Desde principios de 2010 se encontraba en la búsqueda de empleo y fue mediante un llamado telefónico de una mujer -quien le manifestó ser "la dueña" del local- que fue contactada para la posición de moza.

Al arribar al lugar, la joven fue recibida y alojada por los imputados con fines de explotación sexual y no para realizar el trabajo que le había sido prometido. Pasaba sus días en una habitación situada en la parte trasera del local, que funcionaba como cabaret. Allí estaba junto con otras mujeres y no se les dejaba salir.

La causa fue elevada a juicio por requerimiento fiscal formulado por el fiscal subrogante ante el Juzgado Federal de Caleta Olivia, Dr. Lucas Alberto Colla. Se le atribuyó a los procesados haber ofrecido el trabajo como moza a FV, pero que en realidad fue engañada, con fines de explotación sexual.

Según consta en el expediente, el mismo día que llegó, cerca del mediodía, ya fue sometida a trabajar. No le preguntaron su edad, sólo su nombre y sólo se le permitía salir una hora por las tardes, para "realizar compras".

Los días de semana trabajaba de 00 a 06:30 y los fines de semana hasta las 07 horas, de lunes a lunes. Todo esto permaneciendo luego encerrada en ese mismo lugar, que era controlado por los encargados.

De acuerdo a la investigación, los encausados percibían el dinero que abonaban los clientes por las copas, que iban desde 50 a 100 pesos, y los pases desde 250 pesos. Si bien el 50% de estos últimos correspondía a las mujeres, en el caso particular de la menor de edad ella no cobró nada, pese a que refirió que trabajó "acostándose con muchos hombres", según consta en el informe.

La misma se fue de su casa el 19 de marzo de 2010, arribando cuatro días más tarde a Pico Truncado y permaneciendo allí, "trabajando" en el local, hasta el 26 de marzo de 2010, día en que efectuó un llamado telefónico a la Comisaría Primera expresando que estaba en "El Viejo Dragón" y quería regresar a su hogar.

Personal policial realizó ese mismo día un operativo y la rescató cerca de las 16 horas. También se dio con una mujer de nacionalidad dominicana, quien advirtió que no podía irse hasta que "llegara el dueño".

Se calificó la conducta desplegada por los imputados como configurativa del delito previsto y reprimido por el artículo 145 ter del Código Penal: "el que ofreciere, captare, transportare o trasladare, dentro del país o desde o hacia el exterior, acogiere o recibiere personas menores de 18 años de edad, con fines de explotación, será reprimido con prisión de cuatro (4) a diez (10) años", delito agravado en función del inciso 1 en calidad de coautores.

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias