Política y Economía

El portal ecónomico & tributario semanal

Por La Opinión Austral


Ante la obligatoriedad de la generalización de aceptar pagos con tarjetas de débito, distintas asociaciones de profesionales se han manifestado al respecto y su interpretación de la figura de los consumidores finales.

Los profesionales en Ciencias Económicas

Mediante el dictado de la Ley 27.253 se estableció la obligación de aceptación de tarjetas de débito (Posnet por parte de los contribuyentes que realicen en forma habitual la venta de cosas muebles para consumo final, presten servicios de consumo masivo, realicen obras o efectúen locaciones de cosas muebles. Por su parte, la AFIP ha reglamentado dicha disposición legal mediante la Resolución General 3997 (B.O. 23/02/2017 la cual incluyó a los servicios profesionales en esa obligación.

El Consejo Profesional de Ciencias Económicas de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires plantea que, sin embargo, consideramos que los servicios prestados por los profesionales en Ciencias Económicas no son de carácter masivo.

Agregando que en efecto, la Real Academia Española define al "consumo" como acción y efecto de consumir, acción que significa, a su vez, utilizar comestibles u otros bienes para satisfacer necesidades o deseos. Por su parte, define al término "masivo", como "perteneciente o relativo a las masas humanas, o hecho por ellas", "se aplica a gran cantidad". En cuanto al vocablo "masa" se define como "gran conjunto de gente que por su número puede influir en la marcha de los acontecimientos".

De lo expuesto se desprende que "consumo masivo" se refiere a los productos o servicios de alta demanda, que son requeridos y utilizados abundantemente por la sociedad y que son ofrecidos de manera homogénea, indiferenciada e indiscriminada, en gran cantidad, perdiéndose la individualidad en función de la masa (ej. alimentos, transporte, automóviles, música, mobiliarios, indumentaria, telefonía, energía, esparcimiento, espectáculos, higiene, comunicaciones, turísticos, etc.).

Es por ello que los servicios de consumo masivo son estandarizados, podría decirse a la manera de un producto industrializado, es decir, son prestados de la misma forma a todos los consumidores, utilizándose los mismos pasos y procedimientos, permitiendo poca o ninguna variación en las especificaciones del servicio o de los procesos.

Por lo expuesto, concluyen que: consideramos que los servicios profesionales prestados por nuestra matrícula no pueden ser calificados como de "consumo masivo" puesto que los mismos son servicios personales e individuales, debiendo ser analizados con las particularidades de cada caso en un todo de acuerdo con lo dispuesto por nuestro Código de Etica Profesional aprobado por nuestro Consejo por Resolución 355/80 -y sus modificaciones- y, por lo tanto, en nuestra opinión, quedaría fuera de la norma.

Los abogados y el posnet

En un Dictamen de la Sección Derecho Tributario de IDEL FACA por la Dra. Gabriela Inés Tozzini, en las que emite las siguientes conclusiones:

1.- El ordenamiento jurídico establece la obligatoriedad de poseer terminales electrónicas (P.O.S.) y aceptar pagos mediante tarjetas de débito bancarias para los contribuyentes inscriptos en el I.V.A. que realicen en forma habitual ventas de cosas muebles, o prestaciones de servicios de consumo masivo, o locaciones de obra y de cosas muebles (art. 47, Dec. 1387/01 y art. 1, Dec. 1548/01).

2.- Los profesionales de la abogacía, en el ejercicio de su profesión, realizan prestaciones personalizadas, intuitupersonae, con limitaciones en la cantidad de asuntos, en la difusión y publicidad de sus servicios. Asimismo, se encuentran excluidos expresamente del ámbito de aplicación de la ley de Defensa del Consumidor (conf. art. 2 de la ley 24.240 en base a ello podría afirmarse que no celebrarían "contratos de consumo".

3.- Las prestaciones de servicios o las efectuadas dentro del mandato recibido por sus defendidos realizadas por los profesionales de la abogacía dadas sus especiales características y regulación, son personales y no masivas, no constituyen "prestaciones de servicio de consumo masivo". En este sentido para el análisis cualitativo de la terminología mencionada no resulta aplicable al caso la definición de "operaciones masivas" realizada por el art. 4 de la R.G. 3561/13.

De todas las normas analizadas aplicables, conforme un análisis literal, lógico, teleológico y sistemático de las mismas conduce a concluir respecto del objeto a dictaminar que los profesionales que ejercen la abogacía al prestar los servicios propios de su profesión cualquiera sea su condición frente al Fisco (responsable inscripto en el IVA o exento por el Régimen Simplificado) se encuentran fuera del ámbito de obligatoriedad del mandato referido a la exigencia del uso de posnet o terminal electrónica frente a AFIP.

Conclusiones

Es de esperar con el transcurrir del tiempo cuál será la postura que adoptará la AFIP con el resto de los profesionales, ya que recientemente también ha habido manifestaciones por parte de otras asociaciones de profesionales como los odontólogos, que se suman a los contadores y los abogados.

El Portal Económico & Tributario Semanal

C.P. Horacio Vargas ? Posgrado Especialista en Procedimiento Tributario, Previsional y Ley Penal Tributaria.

E-mail: h.vargas@vc-consultores.com.ar / horaciovargascontador@gmail.com

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias