Política y Economía

Santa Cruz: Sólo el 56% de los alumnos concluye el Secundario

Por La Opinión Austral


El dato fue dado a conocer en el informe "El camino hacia la graduación en secundaria: ¿Una misión imposible?" elaborado por el Observatorio Argentinos por la Educación. El estudio determinó que en Santa Cruz el 56% de los alumnos concluye la Secundaria, en tanto que en Tierra del Fuego lo hace el 74,5%. Nicolás Pereyra, vocal en el CPE, resaltó que los problemas que hoy tiene la educación para adultos en Santa Cruz es una muestra del fracaso educativo en el Nivel Secundario.

* Por Gustavo Argañaraz

Redacción La Opinión Austral

El Observatorio Argentinos por la Educación es un espacio de encuentro creado alrededor de datos para convocar a toda la sociedad a trabajar en la mejora de la educación, y en este camino que transita, dicha ONG días atrás publicó un informe por el cual dio a conocer que el 60% promedio de los estudiantes termina el Secundario en tiempo y forma.

Si bien es cierto se trata de una estadística que engloba todo el territorio nacional, la cifra viene a mostrar lo que la sociedad en su conjunto percibe: la educación pública argentina ha desmejorado progresivamente en las últimas décadas.

Los factores de ése proceso son múltiples, a líneas generales se habla de la necesidad de un mayor financiamiento por lo que se busca por ley que alcanza el 10% del PBI, actualización de los planes de estudios, entre otros factores.

Asimismo, no debemos dejar de lado que las provincias son las responsables de sostener y garantizar el acceso al derecho a una educación de calidad a sus habitantes, mientras que el Estado Nacional no puede desentenderse de la educación de Nación.

Santa Cruz

Así, Santa Cruz no ha dado muestras positivas para lograr atrapar a los alumnos y mantenerlos en las aulas. De hecho el nivel de conflictividad ha recrudecido y escalado de tal manera que en el último ciclo lectivo se registraron casos de alumnos que tuvieron sólo 60 días de clases, esto se debe a la disputa entre las entidades sindicales y el CPE, además de las malas condiciones en las que se encuentran diversos establecimientos educativos.

Este dato no es desconocido por las autoridades del Consejo Provincial de Educación (CPE pues semanas atrás el vicepresidente Ismael Enrique dijo a La Opinión Austral que la recomendación para el actual calendario escolar es que "cada unidad educativa identifique quiénes son esos alumnos. Lo que hicimos este tiempo no fue con la idea de recuperar lo perdido el año pasado, sino que se buscó compensar", "hay alumnos que arrastran problemas desde el 2016 y es necesario hacer una revisión de los contenidos en el marco normativo actual".

Con estos antecedentes que muestran sólo una parte de la dura realidad educativa de Santa Cruz, el informe "El camino hacia la graduación en secundaria: ¿Una misión imposible?" realizado por el Observatorio Argentinos por la Educación, en la provincia de Santa Cruz el 56% de sus alumnos concluye el Nivel Secundario en tiempo y forma, mientras que en Tierra del Fuego lo hace el 74,5 %, La Rioja registra un 71,2 % y Catamarca marca un 58,9%.

La Opinión Austral intentó dialogar en diversas oportunidades con los altos funcionarios y vocales del CPE, pero no hubo éxito en la comunicación.

Nicolás Pereyra, vocal ante Educación por los Docentes de las Escuelas Privadas, indicó que oficialmente no se han difundido estadísticas respecto a la deserción escolar en Santa Cruz en los últimos años.

A modo de ejemplo de lo que sucede con este aspecto, recordó que el CPE hoy por hoy emprendió una renovación y reestructuración en la EPJA (Educación Para Jóvenes y Adultos) y el Plan FINES. "Aceptan con eufemismos que la EPJA fracasó con la matrícula y ello significa que deben hacerse cargo que hay adultos que hoy tienen problemas con la educación", "los jóvenes de hoy son los adolescentes de hace una década, y este problema que hoy tenemos marca a las claras que hubo deserción y no se ha trabajado a lo largo de los años para mejorar esta problemática, así es que las políticas aplicadas fracasaron, eso es lo que marca la triste realidad de hoy", dijo a este medio. "Somos herederos de malas políticas que vienen de larga data", añadió.

Informe

En otro orden, el informe "El camino hacia la graduación en secundaria: ¿Una misión imposible?" precisa que hoy cuatro de cada 10 alumnos que entran a primer año de la escuela media no logran terminarla en tiempo y forma.

Más precisamente: de los 724.731 alumnos que ingresaron en 2011, sólo 439.615 llegaron a quinto año en 2016, de acuerdo con los datos oficiales más recientes.

Los autores del informe hicieron los cálculos y llegaron a la conclusión que de los estudiantes que ingresan a la secundaria en nuestro país, cada 8 minutos uno se queda en el camino. "En promedio, 57.023 alumnos dejan su curso cada año, porque abandonan o porque repiten. Son 156 por día; 7 por hora", afirman.

Y explican que al no contarse con datos estadísticos de trayectoria por alumno, lo que construyeron es una "cohorte teórica", sobre la base de los datos de estudiantes que entraron a primer año en 2011 y estaban en sexto año del secundario en 2016, tomando una duración teórica de la escuela media de de 6 años.

Hace años que los especialistas vienen hablando de una "crisis de la escuela secundaria" debida a que los alumnos "no le encuentran sentido". Es un fenómeno global, pero que en la Argentina se siente con mucha fuerza, de acuerdo a un estudio de Unesco. Lo paradójico es que en nuestro país la escuela media es obligatoria desde 2006. Y si bien este nivel educativo incorporó una gran cantidad de chicos desde entonces, lo cierto es que luego no logra retenerlos.

Por eso, desde el Ministerio de Educación, junto a los ministros de todas las provincias avanzan ahora en una reforma integral de la secundaria, que contemple las necesidades y las formas de acercarse a los aprendizajes de los adolescentes hoy.

De acuerdo a los datos conocidos, el futuro de cada chico dependerá -en gran medida- del lugar en que haya nacido. El informe encontró grandes diferencias entre lo que sucede en las distintas provincias. Por ejemplo, mientras que en la Ciudad de Buenos Aires terminan la secundaria en tiempo y forma 8 de cada 10 alumnos, en Santiago del Estero lo hace menos de la mitad (el 48,5%).

La Capital, Tierra del Fuego y La Rioja están entre los distritos que más logran retener a los alumnos, mientras que Misiones, Entre Ríos y Santiago del Estero los que más fracasan en ese intento.

También hay una notable diferencia entre lo que pasa entre varones y chicas, algo que ya se venía viendo en estudios anteriores. En 2011 entraron un 51,5% de varones y un 48,5% de chicas. Sin embargo, en 2016 los que llegaron al último año de la secundaria fueron un 54,6% de chicas y un 45,4% de chicos. Es una brecha de género "invertida", dicen.

Para Ignacio Ibarzábal, director ejecutivo del Observatorio, esto podría deberse a una inserción laboral más temprana en el caso de los varones, a que ellos no perciben que terminar la secundaria sirva para una mejor salida laboral o que el mejor desempeño académicos de las mujeres ?registrado en las evaluaciones nacionales- contribuya a retenerlas.

Las trayectorias educativas también se ven condicionadas por el nivel socioeconómico de las familias, mostró el informe. En los sectores más pobres, solo 4 de cada 10 llegan al último año. Y también existe una brecha entre escuelas rurales y urbanas: en las ciudades, 7 de cada 10 estudiantes llegan al último año en el tiempo esperado mientras que en el campo lo hace 4 de cada 10. La brecha de escolaridad secundaria entre las zonas urbanas y rurales ya es histórica y se debe a la menor oferta educativa para este nivel en el campo

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias