Your browser doesn’t support HTML5 audio

Por Carlos Zapico

Sin embargo algunas novedades van dando ya un panorama clarificador en varias especialidades, donde por ejemplo en el Stock Pista, la presencia de la familia Ríquez con dos unidades es un aporte importante, pero hay más, porque si bien “Garrafa” Ríquez adquirió el Ford Falcón que poseía Miguel Yiyo” Sánchez y que había pertenecido en su tiempo a Roberto Inchauspe, el hijo del recordado “Pajarito Sánchez” no se quedó quieto y por su parte adquirió el Torino que había comenzado a armar “Huevo” Villegas (lamentablemente fallecido).

La unidad comenzó a armarse en el taller del Barrio Belgrano pero la “mano santa” de “Yiyo“, su hermano Pablo, vive en El Calafate por lo que gracias a los buenos oficios de Jorge Freile, el Torino fue transportado a la villa turística en el taller del barrio industrial, donde Pablo trabaja en el armado final del auto, con la intención (según Yiyo) de estar presente ya en la primera fecha de Marzo, impulsado con motor Chevrolet.

Cambiando de cilindrada nos venimos a la monomarca 1600, donde mas allá de la aparición ya confirmada de Alexis Bull y el retorno de Gabriel Gato” Etura, el riogalleguense Martín Ojeda apoyado por su increíble abuelo “Marito“, el interminable batallador de la calle Jujuy, participará en la especialidad en la búsqueda de resultados mejores aunque no le fue mal el año pasado, donde obtuvo podios interesantes.

Martín compartirá su presencia en la 1600 con su pasión por el Karting, disputando a la par no solo la Copa IAME a nivel nacional, sino también el campeonato argentino por lo que compartirá también algún fin de semana que otro con Thiago Diaz, el brillante campeón nacional que se prepara para mucho más.

Solo queda ver qué pasará con el TPS (Turismo Pista Santacruceño) y con la Fórmula Santacruceña, las dos categorías que en la temporada anterior brillaron por su ausencia, en ambos casos atribuidos a razones de orden económico, que golpeó duro a todo el ámbito automovilismo de nuestra provincia.

EN ESTA NOTA automovilismo

Leé más notas de La Opinión Austral

Ver comentarios