Policiales

Trasladaron a efectivo penitenciario por presuntos favores a los Maillo

Por La Opinión Austral


En lo últimos días un oficial penitenciario debió ser trasladado a otra dependencia presidiaria, ya que está sospechado de hacerle favores a los internos del Anexo 5. El efectivo ahora presta funciones en el Instituto del Menor. Además, hace días encontraron droga y celulares escondidos en la Alcaidía Nº 1.

Un agente penitenciario que prestaba funciones en el Anexo 5 de la Alcaidía debió ser trasladado de su puesto de trabajo, ya que está sospechado de ser el responsable de que los internos de la unidad presidiaria tuvieran acceso a celulares en horarios no permitidos.

Según pudo saber La Opinión Austral, todo comenzó el pasado 20 de febrero cuando, a través de las redes sociales, comenzó a hacerse viral una foto que mostraba a los hermanos Maillo, procesados por el homicidio de su padrastro, junto a "Machi" Mercado, imputado por el caso Luis Carrizo, dentro de las instalaciones del Anexo 5.

A partir de esta situación, desde la División Penitenciaria de la Policía Provincial comenzó una serie de investigaciones para saber cómo los reos tuvieron acceso a un celular y cómo subieron la foto a las redes sociales.

Todo concluyó hace unos días, cuando Luis "Luigi" Maillo confesó que el celular que había tomado la foto era suyo, pero que él no la había publicado. Al mismo tiempo, "Machi" Mercado contó a la Policía que él había subido la foto a su perfil de Facebook sin medir las consecuencias.

Cabe mencionar que, por orden de la Justicia, los internos tienen acceso a celulares móviles en horarios establecidos para que puedan comunicarse con sus abogados o familiares, siempre vigilados por la Policía, pero esta vez hubo una falla con respecto a esta foto en particular.

Fuentes policiales consultadas por este medio indicaron que Mercado además contó que fue gracias a un efectivo penitenciario que se pudo sacar esa foto.

El director policial de la Penitenciaria, comisario general Víctor Ramos, dialogó con este medio e indicó que "si bien es una cuestión normal que pasen estas situaciones, ya que los efectivos pasan mucho tiempo con los internos y llegan a crear ciertos lazos de confianza, lo mejor es cambiar de lugar a los agentes, que vayan rotando, para que no se formen amistades que puedan ser peligrosas".

Respecto a la situación de los celulares dentro de las dependencias, el director contó que "en la mayoría de las unidades hay teléfonos públicos para que los internos se comuniquen con sus familiares o abogados, pero muchas veces no dan abasto, por eso el juzgado de turno muchas veces dispone que puedan usar los celulares, siempre vigilados por la Policía".

Si bien el traslado del efectivo, conocido por sus siglas AA, y el secuestro del celular podrían significar el fin de la cuestión, desde la Penitenciaria indicaron que las investigaciones continúan por disposición del magistrado interviniente, para que el hecho no se vuelva a repetir.

Droga y celulares

El pasado jueves, durante una requisa preventiva, los efectivos de la Alcaidía Nº 1 de nuestra provincia, ubicada al lado de la Seccional Primera, encontraron, escondidos en un hueco de la puerta del baño de uno de los pabellones, dos celulares y una pequeña cantidad de marihuana.

Según pudo saber este medio, ninguno de los internos adujo ser dueño de los celulares ni de la sustancia prohibida y se desconoce cómo ingresaron a la unidad presidiaria.

Por el hecho, desde la Penitenciaria indicaron que se dio intervención al Juzgado Federal por el hallazgo de la marihuana y de los celulares, desde donde se dispuso que tanto la sustancia como los celulares fueran incautados.

A raíz de este hallazgo, los efectivos policiales dieron intervención a la División Apoyo Tecnológico para que realizara las diligencias en los celulares, con el fin de recabar información sobre el posible propietario de los mismos.

Boquete

Durante otra requisa preventiva, los efectivos de la misma unidad encontraron, detrás de la mochila de un inodoro de un pabellón, un boquete donde posiblemente los internos escondían celulares.

Según se pudo saber, al momento de la detección no había elementos en su interior y no tendría una profundidad superior a los 10 centímetros.

De igual manera, se procedió a la clausura preventiva del baño en cuestión y se espera que en los próximos días se tape el agujero

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias