FUE DADA DE ALTA

A sus 5 años, fue el primer caso de Kawasaki y coronavirus en Argentina

Renata fue atendida en tres hospitales diferentes, hasta que pudo conseguir un diagnóstico y superar ambas enfermedades. Hoy la pequeña ya está fuera de peligro y el 9 de junio fue dada de alta.

Por La Opinión Austral


La nena de cinco años fue la primera persona en la Argentina en tener coronavirus y Kawasaki. Su madre, Melina Tarantino, relató a Crónica como fue el arduo camino por distintos hospitales hasta que lograron diagnosticarla.

Melina es de Billinghurst, partido bonaerense de San Martín, y es la mamá de Renata Bastos. Contó que tuvo que atravesar una odisea para descubrir qué es lo que tenía su pequeña, y fue gracias al esfuerzo de los médicos del Hospital Gutiérrez que finalmente obtuvo una respuesta certera y la historia pudo así, tener un final feliz.

“Mi hija es el primer caso de coronavirus y Kawasaki en toda la Argentina”, indicó, relatando que todo empezó el pasado 6 mayo, cuando Renata empezó a sentir mucho dolor en el cuerpo. “El 8 de mayo arrancó con fiebre por primera vez. Al día siguiente la llevé a la guardia porque tenía 41 grados y casi no podía caminar. Le sacaron sangre y no me dieron ningún diagnóstico en particular”, explicó.

 Renata, de 5 años, fue el primer caso de Kawasaki y coronavirus en el país.
Renata, de 5 años, fue el primer caso de Kawasaki y coronavirus en el país.

Continuando su relato, Melina describió "el 11 volví a llevarla porque seguía con mucha fiebre y ahí me dijeron que tenía infección urinaria. Yo me quedé pensando, ¿pueden ser tantos síntomas por infección urinaria? Ella estaba con todos los ganglios, manos y pies inflamados. Su pancita parecía la de una embarazada. Después me dijeron que era apendicitis, y por este motivo tenía que ser trasladada a otro hospital”.

“Una vez ahí, en la segunda clínica a la que fui, salió que no era apendicitis lo que tenía mi hija. Nos terminaron dando el alta, nos volvimos a casa pero la nena seguía mal, no tenía fuerzas en su cuerpo”, recordó. Sin embargo, Melina se negó a rendirse y se dirigió al día siguiente a un tercer centro de salud. Fue en el Hospital Gutiérrez que, por primera vez, le realizaron un hisopado a ambas para ver si tenían coronavirus.

“Nos quedamos 15 días aisladas. A mi hija la revisaron, le sacaron sangre y salió que tenía neumonía y una infección”, relató. No obstante, el panorama cambió radicalmente entre el 20 y 21 de mayo. En el Gutiérrez le entregaron los resultados más inusuales: “mi hija dio positivo por coronavirus, salió que también tenía el síndrome de Kawasaki, y a mí el test de Covid-19 me dio negativo”, señaló.

Fue en esta última clínica donde le dijeron que Renata era el primer caso en nuestro país de contraer ambas enfermedades juntas. “Cuando nos enteramos de la noticia lloramos todos, no podíamos creerlo. Me empecé a preguntar todos los porqué del mundo”, recordó. Pero pese al complejo escenario que les tocó vivir, hoy se mostró agradecida y feliz porque su pequeña ya está fuera de peligro.

“El 9 de junio le dieron el alta de coronavirus. Ahora la verdad que está increíble, está de 10. Se le ‘escamaron’ las manos y pies, está con una aspirina todas las mañanas y el tratamiento va a seguir, pero salió dentro de todo bien. Pese a su malestar, ella siempre le puso mucha onda”, aseveró Melina en declaraciones a Crónica.

 Todo comenzó el 6 mayo, cuando la pequeña empezó a sentir mucho dolor en el cuerpo.
Todo comenzó el 6 mayo, cuando la pequeña empezó a sentir mucho dolor en el cuerpo.

Qué es la enfermedad de Kawasaki

Es una afección poco común que involucra inflamación de los vasos sanguíneos, principalmente en los niños menores de 5 años.

Esta enfermedad, registrada por primera vez en Japón, saltó ahora a las primeras planas del mundo con la aparición del nuevo coronavirus SARS-CoV-2. Y es que esta enfermedad, definida como una vasculitis sistémica aguda, es decir, una afección clínica en la cual se produce la inflamación de gran parte de los vasos sanguíneos del organismo, podría tener una relación causal con el COVID-19.

Considerada la principal causa de cardiopatía adquirida en la infancia en los países desarrollados, se la clasifica como aguda porque tiene un principio grave y luego se autolimita.

Si bien la población pediátrica (menores de 15 años) presenta menos contagios por COVID-19 -y en los casos positivos la sintomatología es leve- se registró un aumento de casos con manifestaciones clínicas similares a la enfermedad de Kawasaki en niños inclusive mayores del promedio de edad de esta patología, sobre todo en Europa y los EEUU, en donde se produjeron dos muertes y muchos debieron ser ingresados en unidad de terapia intensiva.

Aunque aún no está clara la relación entre el síndrome de Kawasaki y el coronavirus, algunos especialistas sugieren que podría tratarse de una "respuesta exagerada del organismo"

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias