DULCE Y SALUDABLE

Receta de carrot cake: la torta de moda con un "frosting" irresistible

Este postre desembarcó en la Argentina hace años, pero se convirtióó en la última tendencia en pastelería por su sabor muy dulce e ingredientes saludables.

Por Jimena Golender


La carrot cake comenzó a aparecer en las cafeterías de Argentina hace casi una década. Poco a poco, ganó popularidad gracias a ese “frosting” exquisito que logra tentar incluso a aquellos que se resisten a esta torta al descubrir que en su receta lleva zanahorias.

Este postre vinculado a la vida saludable tuvo origen en Gran Bretaña, fue una de las preparaciones más consumidas durante la época de escasez y racionamiento de la II Guerra Mundial. En aquella época el azúcar se convirtió en un ingrediente muy costoso, entonces las cocinas inglesas recurrieron a la zanahoria, un vegetal con una gran capacidad edulcorante.

El resultado fue una torta húmeda, dulce y sin registro del sabor a zanahoria. Con el tiempo esta preparación se volvió popular en todo el mundo, tanto que se ganó un espacio en las cartas de miles de restaurantes y cafeterías internacionales.

En la Argentina se instaló como una alternativa dulce pero saludable que admite pequeñas variaciones en su receta. La carrot cake puede llevar nueces, pistachos, mucho o poco “frosting” de queso, crema, canela, jengibre y nuez moscada.

Receta de carrot cake

Ingredientes

Para la crema:

  • 250 grs de crema
  • 250 grs queso crema
  • 150 grs azúcar glass
  • 1 cucharadita vainilla

Preparación

1- Batir los huevos y el azúcar hasta duplicar el tamaño. A continuación añadir el aceite. Con una espátula y con movimientos envolventes mezclar y añadir poco a poco la harina tamizada, levadura, nuez moscada y canela.

2- Incorporar la zanahoria hasta integrar todo.

3- Verter la masa en un molde previamente enmantecado o con papel vegetal.

4- Llevar al horno previamente precalentado 40 o 45 minutos a 175 grados. Dejar enfriar y seguir con el frosting.

5- Mezclar el queso con el azúcar y la vainilla hasta que tenga una textura más ligera.

6- Batir la crema y añadir la mezcla anterior.

7- Con el bizcochuelo ya listo, cortar en dos o tres discos. Incorporar la mezcla en medio de las capas y repetir hasta terminar todo el relleno.

8- Llevar a la heladera hasta que el frosting se endurezca

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias