El Servicio Meteorológico Nacional (SMN) elaboró el pronóstico del tiempo para este viernes 4 de agosto en la ciudad de Río Gallegos, y anunció que se espera una jornada con una temperatura máxima de 2 ºC y una jornada con probabilidades de nevadas y fuertes vientos.

Por la madrugada, la temperatura en la capital santacruceña será de 1 °C, mientras que el viento circulará desde el Sudoeste, con velocidades de entre 60 y 69 km/h. Se esperan ráfagas de hasta 106 km/h.

En la mañana, la temperatura será 0 °C. El viento soplará en dirección Sudoeste, con una velocidad de hasta 59 km/h, con ráfagas de hasta 97 km/h.

A la tarde, la temperatura será de 4 °C y el viento mantendrá dirección Sudoeste, alcanzando hasta 50 km/h, con ráfagas de hasta 78 km/h.

Por la noche el termómetro marcará 1 °C , oscilando vientos de entre 32 y 41 km/h, en dirección Oeste, con ráfagas de hasta 69 km/h.

Alerta amarillo por vientos

Según indica el SMN, el área continuará afectada por vientos del sector oeste rotando hacia el sudoeste a partir de la madrugada, con velocidades entre 50 y 75 km/h, con ráfagas que pueden superar localmente los 100 km/h.

 

Pronóstico del Tiempo en Río Gallegos: qué dice Meteored

Este sitio aporta los datos del tiempo cada tres horas desde las 2:00 hasta las 23:00. Del cuadro se destaca que la temperatura máxima será de 4 °C , desde las 14:00 hasta las 17:00. La sensación térmica más baja por efecto del viento y la humedad será de -5 ºC desde las 02:00 hasta las 08:00. En tanto que las ráfagas más intensas alcanzarían los 84 km/h a las 20:00.

El índice de rayos UV no superará el nivel 1, considerado de intensidad baja por lo que no se requiere Factor de Protector Solar (FPS)

Pronóstico del Tiempo en Río Gallegos: qué dice Windguru

Este servicio indica que la temperatura máxima llegará a los 4º desde las 15:00 hasta las 17:00, mientras que calcula que las ráfagas de mayor intensidad alcanzarán los 100 km/h, a las 05:00.

 

 

El viento en Santa Cruz ahora en vivo y en directo

El Clima en Santa Cruz

El clima predominante de la zona es semidesierto patagónico, frío, seco, con vientos constantes procedentes del Pacífico.

Sin embargo conviven dos tipos de clima en la provincia de Santa Cruz: el clima árido patagónico del centro y este y el clima frío húmedo del oeste. En una delgada franja que se extiende de norte a sur a lo largo de la cordillera patagónica, prevalece el clima frío húmedo que tiene la influencia del Pacífico en lo que hace a la producción de lluvias y nieve.

El rasgo típico del clima más distintivo durante la mayor parte de la provincia de Santa Cruz es el soplo casi constante de vientos procedentes del océano Pacífico.

La influencia de este clima frío húmedo no supera los 50 kilómetros desde el límite internacional con Chile, haciéndose evidente el contraste respecto del clima propio de la meseta. Las lluvias son otoñales e invernales. El clima árido patagónico, se caracteriza por tener temperaturas anuales de entre 5 y 10 °C, oscilando en enero de 12 a 20 °C y en julio de -15 a -7 °C.

Las precipitaciones disminuyen de oeste a este, haciendo notorio el contraste paisajístico entre la región montañosa lluviosa del oeste y la meseta de reducidas precipitaciones. El viento que sopla del oeste, noroeste y suroeste, es un verdadero protagonista que erosiona todo a su paso. En la meseta central las precipitaciones son reducidas: varían entre 150 y 200 mm anuales.

Las nevadas son frecuentes en toda la provincia siendo mayores en el oeste en las cercanías de la cordillera que en el este cerca de la costa, pero en general es frecuente ver nieve en toda la provincia, sobre todo en invierno.

Ecosistema de Santa Cruz

En general, el clima de la región es árido y frío con temperaturas muy bajas casi todo el año y fuertes amplitudes térmicas y lluvias insuficientes, determinando el bioma del semidesierto, donde predominan los pastos duros de estepa y tusacs tales como el neneo, coirón y adesmias como la Adesmia campestri y la Adesmia volckmanni. Si bien, la zona de la cuenca del río Santa Cruz en su región extraandina se encuentra favorecida por un clima morigerado merced al fuerte influjo oceánico, esta es la región de las llamadas Pampas de Diana, hacia los contrafuertes y pedemontes andinos también es importante la humedad, hasta el grado de favorecer la existencia de bosques, correspondientes a la selva fría magallánica de fagáceas y coníferas (lenga, cohiue, ñiré, canelo, mañiú, abeto este último, alóctono), aunque debido a las altitudes, la franja húmeda cordillerana, con un promedio anual de precipitaciones de 800 mm, es fría casi todo el año.

Clima en la Patagonia

El clima de la Patagonia se ubica en los de tipo moderado, con cuatro estaciones bien definidas, con primaveras y otoños cortos y largo invierno, y gran amplitud entre las temperaturas de invierno y de verano. Un corte transversal muestra amplitudes térmicas anuales de más de 10° en San Carlos de Bariloche, de más de 17° en Maquinchao, en el corazón de la Meseta, y de unos 13° en Carmen de Patagones, a 30 km del Atlántico. Debido a su altura, el área de Maquinchao (cerca de 800 m sobre el nivel del mar) alcanza excepcionalmente los 30° bajo cero, con to que resulta tan fría como las áreas más frías de la Patagonia austral. La temperatura media en invierno, sin embargo, es de -2°, la misma que en la Tierra del Fuego argentina. Las temperaturas máximas absolutas son altas en la Patagonia, con marcas de hasta 45° en la parte oriental de la mesopotamia configurada por los ríos Colorado y Negro, y un poco menos en Carmen de Patagones. En Maquinchao pueden sobrepasar los 35°, en tanto que alcanzan a los 30° en Ushuaia.

AI sur del paralelo 30°S se hacen dominantes los vientos del oeste, que abandonan en la cordillera su carga de humedad procedente del Pacífico: las lluvias pasan de los 2.000 mm, hasta los 5.000 mm en la vertiente occidental (Chile), a los 600 y 400 mm de precipitación en la oriental (Argentina). En la región extraandina, la zona de máxima sequedad, conformada por la isohieta de los 200 mm de precipitaciones, parte de la porción media del río Colorado y se extiende hacia el sur para cubrir todo el largo hasta el estrecho de Magallanes. La humedad aumenta en el ángulo noreste y hacia el norte del ámbito, amén de hacia el oeste franco, en que llega hasta los 400 mm en la porción sur de la Cordillera -500 mm y más en Tierra del Fuego-, y 800 y hasta 1.000 mm de precipitación en áreas altas de la porción norte.

Leé más notas de La Opinión Austral