Argentina

Petroleras prevén una suba de naftas de hasta 2% en las próximas horas

A causa de la actualización del impuesto a los combustibles que quedó pendiente del año pasado, que se suma a la presión por el alza en el barril de crudo internacional, empresas de combustibles programan nuevas subas.

Por La Opinión Austral


Las petroleras están a la expectativa por lo que esperan sea una inminente actualización del impuesto a los combustibles que quedó pendiente del año pasado, a partir de la cual prevén un ajuste en el precio de las naftas que oscilaría entre el 1,5% y el 2%.

Desde dos firmas del sector consultadas por BAE Negocios argumentaron que no sólo la cuestión tributaria presiona al alza, sino también la suba de más del 20% que registró el barril de crudo en el mercado internacional durante el último mes.

Es por eso que hablan de un atraso que estaría entre el 10% y el 15% pero que, saben, no pueden aplicar de una sola vez.

Todo como consecuencia de que la variedad de petróleo Brent, utilizado como referencia para el mercado local, ya está en torno a los USD56, que contrastan con los USD44 que marcaba treinta días atrás.

En ese sentido, desde la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines (Cecha) salieron a asegurar que esperan un incremento del 1,7% en las próximas horas.

El gerente de la entidad, Guillermo Lego, explicó que el mismo debería concretarse "mañana (viernes) o pasado mañana (sábado)" dado que habrá un alza del impuesto sobre los combustibles, aunque afirmó que no sabe si el Gobierno puede llegar a postergar el alza.

Recientemente, el Ejecutivo había autorizado un incremento del 90% de los biocombustibles, pero el ajuste en este componente del costo ya se compensó con la última remarcación del 2,9% en los combustibles, argumentan las empresas.

En lo concreto, mañana se aplicaría el remanente de la acutalización de un impuesto correspondiente al tercer trimestre del año pasado que se había postergado, y que el Gobierno había resuelto aplicar en dos tramos.

Se trata del Impuesto a los Combustibles Líquidos (ICL) y al dióxido de carbono (IDC) implementados durante el macrismo, que cada tres meses tienen que modificarse de acuerdo al avance que haya tenido el Índice de Precios al Consumidor (IPC) en el período anterior.

Durante los primeros meses de la pandemia, el Ejecutivo había decidido prorrogarlos. Pero finalmente desde octubre comenzaron a ponerse al día con el gravamen.

En ese sentido, en diciembre se estipuló que el ajuste se separaría en dos partes: una del 5,4% ese mes y otro 7,7% en enero.

"El aumento debería venirse", confiaron desde una firma a este medio.

"Los márgenes volvieron a desaparecer y hay un desfasaje del 10%", añadieron. Es que además de lo que ocurrió con el Brent, en el sector también suman un 2,5% que fue lo que también se movió el dólar en ese lapso, como consecuencia de la política de crowling peg que lleva adelante el Banco Central para evitar atrasar el tipo de cambio.

Por lo general, cuando el Gobierno convalida una suba en el ICL y el IDC, se traslada automáticamente a los surtidores. Y teniendo en cuenta que la fecha para los nuevos valores del gravamen estaban pautadas para el viernes, en el sector descontaban que a partir del fin de semana se encarecerán el gasoil y las naftas

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias