EN EL BARRIO MARINA

Le dijeron que dejara de tomar y los amenazó con un cuchillo carnicero

Un joven de 23 años fue trasladado a la Comisaría Cuarta de Río Gallegos. Sus propios hermanos llamaron a la Policía, para que la situación no pasara a mayores. Personal de Criminalística debió secuestrar el arma blanca. Cumplidos los plazos, recuperó su libertad.

Por La Opinión Austral


La Policía debió intervenir en un caso de violencia intrafamiliar en una casa del barrio Marina y un chico de 23 años tuvo que ser llevado a la Comisaría antes que la situación pase a mayores.

 

De acuerdo a la información a la que tuvo acceso La Opinión Austral, el hecho se registró el fin de semana pasado, pero recién fue dado a conocer en la jornada de ayer. El mismo tuvo lugar en una casa ubicada en la calle Las Piedras al 1100 de nuestra ciudad capital.

 

Cuatro hermanos

Según se pudo reconstruir el caso, en la noche cuatro hermanos (tres varones y una mujer)estaban compartiendo unas bebidas alcohólicas cuando notaron que, cerca de las dos de la madrugada, uno de ellos estaba muy alcoholizado y le sacaron el vaso para que se vaya a acostar.

 

Este fue el principio del incidente, el joven alcoholizado, lejos de hacerles caso, los comenzó a insultar y amenazar. La situación no iba a pasar a mayores pero, en un momento tomó un cuchillo tipo carnicero que estaba en la mesada y los señaló.

 

El más chico de los hermanos trató de calmar a su familiar pero comenzaron a forcejear y lejos de calmarse la situación, empeoró. Entre insultos y algún que otro golpe de puño, finalmente los familiares pudieron sacarle el arma blanca y lo dejaron retenido para que se calme.

 

Auxilio

En paralelo, la hermana mayor de 28 años llamaba a la Policía y un patrullero de la Comisaría Cuarta llegó al domicilio. Cuando los efectivos ingresaron, tras entrevistarse brevemente con la mujer, vieron que el resto de los hermanos ya tenían reducido a su problemático familiar y lo entregaron a las autoridades.

 

Entre insultos y algún que otro golpe de puño, finalmente los familiares pudieron sacarle el arma blanca

El muchacho fue trasladado a la dependencia policial y, como se trató de un caso de violencia intrafamiliar, debió intervenir la Comisaría de la Mujer y Familia. Los agentes arribaron al lugar y se entrevistaron con los chicos para realizar el informe que luego fue elevado a la Justicia.

 

Además, el gabinete de Criminalística llegó y realizó las diligencias de rigor, por lo que además de la secuencia fotográfica del lugar, secuestraron el cuchillo de grandes dimensiones.

Fuentes policiales consultadas indicaron que no hay antecedentesde hechos de violencia en esa vivienda.

 

Libre

Respecto del joven detenido, se supo que intervino el Juzgado de Instrucción N° 3, a cargo de Rosana Suárez y ella ordenó que, una vez cumplidos los plazos legales, el joven recuperara su libertad bajo caución juratoria.

 

Como ocurre en estos casos, desde la Policía provincial se dio intervención al personal de la Oficina de Violencia Doméstica y de la Subsecretaría de la Mujer provincial

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias