PRODUCCIÓN PETROLERA

Santa Cruz: buscan revertir la creciente proporción de agua en sus pozos

Por cada barril de petróleo, se extraen 15 de agua de formación. Se aplican tecnologías para atenuar ese impacto y lograr mayor eficiencia. Por otro lado, se espera la puesta en marcha de uno de los programas de perforación recientemente anunciados.

Por Raúl Figueroa


Por Raúl Figueroa

La producción de petróleo en las áreas santacruceñas del golfo San Jorge presenta una característica de no poca importancia: la declinación de la producción primaria coincide no sólo con una reducción en la cantidad de pozos perforados en los últimos años, sino también con el creciente porcentaje de agua de formación.

Así se desprende de un estudio elaborado por la consultora Oil Production Consulting, que dirige el ingeniero Marcelo Hirschfeldt.

Según se plantea en el análisis realizado por el especialista, la producción primaria de crudo en esa región descendió hasta los 4.701 metros cúbicos diarios en noviembre del año pasado (algo menos que la mitad de la primaria alcanzada en diciembre de 2015), lo que sumado a los 5.476 m3/d por recuperación secundaria, ubicó la producción total en algo más de 10.000 metros cúbicos diarios.

Comparativamente, en el mismo período la producción de agua alcanzó los 155.157 metros cúbicos. Dicho de otro modo, por cada barril de petróleo extraído se obtienen 15 de agua, de allí que esta creciente proporción de este líquido, presenta hoy la necesidad de desafíos tecnológicos para optimizar la producción y revertir la curva de declino.

Los proyectos

En este escenario, el especialista Marcelo Hirschfeldt explicó que ya hay proyectos que se trabajan en la cuenca San Jorge, que van en ese sentido. Ejemplo de ello es el trabajo de Capsa en Chubut o YPF en esa provincia y también en Santa Cruz, con tecnologías de recuperación terciaria, para revertir esa tendencia.

Lo que hacen los polímeros es obturar, en algunos casos, la zona de producción de agua y en otros, al agregarse polímeros sobre el agua de inyección, se puede mejorar la eficiencia en recupero de petróleo, a partir de un proyecto de secundaria en el que se aumenta la viscosidad del fluido utilizado para el empuje, elevando la producción y reduciendo el porcentaje de agua. En esa línea van los trabajos actuales a nivel reservorio, que son fundamentales para bajar costos de producción y para elevar las reservas”, indicó el especialista.

La inyección de polímeros es clave para  bajar costo de producción

Compartir

De la mano de esos objetivos de producción, en el flanco norte hay una fuerte apuesta en relación a las áreas que operaba Sinopec y que fueron adquiridas por la Compañía General de Combustibles (CGC), con un proyecto ambicioso de exploración.

 Marcelo Hirchsfeldt, de la consultora Oil Production Consulting.
Marcelo Hirchsfeldt, de la consultora Oil Production Consulting.

Recientemente, desde áreas oficiales se dejó entrever que en algunas semanas comenzará a operar el primero de los equipos perforadores, anticipados por la operadora de capitales argentinos, en el marco del plan de actividades e inversiones que fue presentado, a la Provincia, al momento de acceder a la prórroga de las áreas adquiridas a la petrolera china.

Evolución de las perforaciones

En lo que hace a las tareas de perforación de nuevos pozos, esenciales para mejorar la producción en los yacimientos, cabe señalar que en el flanco norte de Santa Cruz se realizaron 57 perforaciones de pozos durante 2021. Esto significó que hubo 39 perforaciones más de las que se realizaron durante el año 2020, atravesado por lo peor de la pandemia.

Pese a ese número, significativamente superior que se concretó el año pasado, la cifra se encuentra, aún, por debajo de los 60 pozos perforados en el año 2019.

Cabe recordar que en esa medición, se involucra el trabajo del total de las operadoras en el flanco norte santacruceño. Haciendo una mirada retrospectiva, se encuentra un paralelismo entre la caída de la producción y el ostensible descenso del número de perforaciones. Así por ejemplo, en el año 2015 se perforaron 313 nuevos pozos, ese número bajó drásticamente a 188 en 2016, a 56 en 2017 y 59 en 2018.

Esas cifras fueron reflejadas en el informe de la consultora. También se destaca en el mismo que entre los años 2009 y 2015, el promedio de nuevos pozos perforados fue de 319 en lo que hace a las áreas santacruceñas ubicadas en la cuenca San Jorge. Mientras que entre 2016 y 2021 años ese indicador de actividad se redujo a 76,5 pozos por año.

 El crudo pesado de Santa Cruz se demanda para mezclar con el liviano de Neuquén.
El crudo pesado de Santa Cruz se demanda para mezclar con el liviano de Neuquén.

Como se indicó más arriba, esa fuerte reducción en la cantidad de pozos, se condice con la caída en la producción de crudo, de allí que los proyectos de recuperación terciaria por un lado y el plan de perforaciones que exigió el Gobierno provincial en el recambio de la concesión que antes era operada por Sinopec, resultan proyectos vitales. El objetivo es de que, en los próximos tres años, esa tendencia negativa empiece a revertirse.

Regalías en alza

Pese a que el declino de la producción sigue sin frenarse, el escenario de las regalías petroleras que percibe la provincia de Santa Cruz sumaron a lo largo del primer trimestre de 2022, un total de 66,5 millones de dólares, lo que representa un promedio de 22,8 millones de dólares por mes, superando así la recaudación alcanzada en los últimos años.

En dólares, la liquidación de regalías durante el primer trimestre es la más alta en años

Es que durante el primer trimestre del año pasado, la cifra acumulada por regalías fue algo menor a los 49 millones de dólares, lo que significó un promedio mensual de 16,3 millones. Incluso, en igual período del año 2020, cuando aún no repercutía en la actividad la pandemia de Covid-19, también existió un buen nivel recaudatorio. La suma dio 54,2 millones de dólares, con un promedio de 18 millones de dólares. Una suma significativa pero inferior a la percibida este año.

 Pese a que en 2021 se elevaron las perforaciones, aún se está lejos del promedio pre pandemia.
Pese a que en 2021 se elevaron las perforaciones, aún se está lejos del promedio pre pandemia.

De acuerdo a la lectura de los especialistas, esta mayor recaudación registrada en el primer período del 2022, se debió a que el precio internacional se ubicó en valores muy altos en los primeros tres meses de este año, a raíz de la crisis internacional. Es que mientras que en enero el barril cotizaba USD 86 dólares el barril, en febrero subió a 97,1 dólares, cifra que superó las tres cifras durante el mes de marzo, promediando los 117,2 dólares.

Para este año se espera superar las 57 perforaciones de 2021 y superar los 60 de 2019

Frente a esos precios, el petróleo de Santa Cruz se liquidó en alrededor de un 20 por ciento menos, a raíz de la aplicación de precios internos, aunque se mantuvo entre los crudos con mayor precio del país. En valores, mucho más atrás quedó Neuquén, al que se le liquidaron regalías en un valor promedio que apenas alcanza poco más de la mitad de lo que reflejó la referencia internacional.

De este modo, la provincia logró sostener niveles de recaudación porque su petróleo sigue obteniendo una alta demanda en el mercado interno, para mezclarse con los crudos livianos de Neuquén, pero para que esos ingresos tengan sustentabilidad y previsibilidad en el tiempo será fundamental que la producción empiece a mostrar signos positivos en los próximos meses

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias