Política y Economía

Con la Ley de paridad, menos mujeres llegaron a la Cámara

Por Irene Stur


La

Ley de Equidad de Género que se aprobó el año pasado en Santa Cruz garantizó

que el cincuenta por ciento de las listas parlamentarias que compitieron el

domingo estuviesen integradas por mujeres, sin embargo, dejaron que menos del

20% pudiera encabezar listas ¿el resultado? el género femenino empeoró su

participación en la Legislatura.


*Por Sara Delgado


Lo

veníamos advirtiendo. Si las listas no reservaban lugares expectantes para la

participación del género femenino, entonces la inequidad que existe en la

Cámara de Diputados no iba a cambiar. Y no sólo que no cambió, sino que

empeoró.


No

hubo, pese a la ley, ningún interés por parte de quienes diseñaron las listas

electorales, para tomar acciones positivas que garantizaran que el espíritu de

la paridad entre géneros se tradujera en más mujeres en la Legislatura, entre

ellas, haber permitido que más dirigentes o militantes pudieran encabezar.


Santa

Cruz es la provincia que tiene la Cámara de Diputados con la peor participación

de mujeres en sus bancas. Solamente 4 de 24 lo son, y con la estrenada Ley de

Paridad, ese número incluso baja ahora a 3.


El

dato es bochornoso, y amerita el reconocimiento de los privilegios de los que

gozan los dirigentes y la autocrítica de quienes trabajando en lo colectivo,

dicen tener perspectiva de género.


Todos,

absolutamente todos los diputados por el Pueblo son varones, y aun con un

discurso de todos y todas, lo cierto es que se trata de un ciento por ciento de

diputados electos por el oficialismo.


Como

ensayo de equidad, el resultado que arroja la ley no es bueno, y por eso va a

ser interesante lo que suceda en las candidaturas municipales, donde se ponen

intendencias y concejalías en juego.


Lograr

más mujeres en las bancas es importante para atender a una agenda de

problemáticas y proyectos que son propios al movimiento de mujeres, sin

embargo, ser mujer no significa tener perspectiva de género.


Un

ejemplo de esto se vio ayer, cuando en conferencia de prensa, el ex gobernador

Daniel Peralta denunció que uno de los argumentos para reclamar la reelección

en la banca de la candidata a diputada por distrito de su espacio, Gabriela

Peralta, es que la nueva composición no cumple con la Ley de Paridad. El

contrasentido, es que el día que se votó esa ley, de las únicas cuatro

diputadas mujeres, dos faltaron y una fue ella.

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguí leyendo

Lo más leído

Más noticias